"Fueron horas de abuso, palizas e insultos": La tremenda confesión de una exitosa artista

La actriz y cantante reveló una dura experiencia.
"Fueron horas de abuso, palizas e insultos": La tremenda confesión de una exitosa artista
domingo, 25 de febrero de 2018 · 12:33

La cantante, quien está preparando un nuevo espectáculo, mantuvo una charla íntima con Teleshow. Desde su exilio pasando por una infancia difícil y sus memorias, que ya escribió y "en algún momento saldrán a la luz", según avisa

Con “Las canciones que nunca volví a cantar” Nacha Guevara recuerda la época del Instituto Di Tella que fue clausurado durante la dictadura de Onganía.

Al ser consultada sobre la actualidad del país, Guevara opinó: "Veo cosas que no me gustan, escucho hablar de la pena de muerte por un diputado del PRO y no puedo creer lo que estoy escuchando, no lo puedo creer. Es muy fuerte que hayamos llegado a esto. ¿Qué nos pasó?".

Resultado de imagen para nacha guevara

Te puede interesar: Compró un vino Toro y cuando vio la etiqueta no podía creer lo que decía

 

En cuanto a su vida, confesó que va a sacar sus memorias. "El proceso de escribirlas fue doloroso. En la medida en que vas escribiendo vas entrando en el tema y vienen recuerdos y cosas que tenías sepultadas".

Y ahí Nacha Guevara, hizo su tremenda confesión: "Tuve una infancia complicada, iba a ser la más difícil de atravesar. Pero también es cierto que la he trabajado mucho. Entonces, eso pasó con bastante suavidad. Lo que me tomó de sorpresa es cuando llegué al exilio. Toda la experiencia del exilio me agarró completamente desprevenida y fue muy difícil de escribirla. En el exilio y con semejantes urgencias de supervivencia, no dejan tiempo de elaborar, no hay tiempo de observar, hay que darle de comer a los chicos. Hay que conseguir trabajo. No hay tiempo de elaborar la catarata de acontecimientos que se te vienen encima. No hay tiempo de hacer silencio interior. Porque si lo hicieras tal vez sería tan doloroso que no te permitiría hacer lo que realmente tenés que hacer en ese momento, que es sobrevivir.

"Mi madre muy dominadora, y siempre hubo una lucha allí. Ella insistía en que comiera carne y yo "Que no", y ella "Que sí". La etapa de la comida, hasta que pude pagar mi primer alimento, fue siempre muy desagradable. Y a veces mi madre era muy violenta"

"Un día me hizo zapallitos rellenos con carne, me los camufló. Yo dije: "No los voy a comer". Tenía cinco años. Duró horas, horas de abuso, de palizas, de insultos, de la cabeza en el plato, de pegarme una paliza tremenda. Hasta que apareció un tío salvador que me sacó, así, y mi madre dijo: "Nunca más voy a hacer zapallitos porque la he pasado muy mal". Ella la había pasado muy mal… Pasaron los años de los años de los años, 40 creo, volví del exilio y el primer domingo que fui a comer a la casa de mi madre, ¿qué me sirvió mi mamá? (risas), zapallitos rellenos con carne. Esta vez corrí el plato y ya está. Pero lo que a mí me admira hoy, me lo pregunto: ¿tendría el valor frente a una persona con esa superioridad emocional, física, de tamaño, de todo, de decir "No" mientras me pegan, me tiran al piso, me dan cachetadas, me agarran con una zapatilla? ¿Tendría ese valor que tuvo esa niña? No lo sé".

Mirá además: Se reveló el siniestro plan del femicida de Las Ovejas

Al ser consultada sobre si la había perdonado, dijo: "Sí, porque ya está. Ella hizo lo que creía que tenía que hacer. Lo que no perdonaría es que siguieran en ese modelo. Eso no se debe permitir".

 

Otras Noticias