Deportes

'La camiseta de la Selección no se la pone cualquiera”, fue la respuesta de Batista a las críticas

Sergio Batista, entrenador del seleccionado nacional,respondió hoy las críticas recibidas después de la goleada ante Nigeria (1-4) y le puso los puntos a Grondona y Almeyda.
viernes, 3 de junio de 2011 · 00:00
Si bien la defensa, no debería ser el ataque, a veces es bueno "parar la pelota" y más cuando está en juego el puesto y la responsabilidad que cada uno ocupa. Tras el terrible partido de Argentina con los africanos, Batista dio la cara.

El entrenador, de 48 años, aseguró que "el prestigio (de la selección) no se pierde por un amistoso sino en otro tipo de competencia", y recordó que en Brasil 2014 "se van a cumplir 28 años sin ganar un Mundial".

También hizo un pedido: que "todos vayan para adelante" ante la inminencia de la Copa América Argentina 2011, en la que se buscará cortar una racha de 18 años sin títulos en mayores.

"Nunca creí que se armaría tanto problema. Se perdió un partido y nada más, pero parece que en Argentina no se puede perder", se quejó en diálogo con Télam. Batista defendió su metodología de trabajo y alineó "esta clase de partidos (con equipos alternativos) detrás de un proyecto" que apunta al "futuro".

Para justificar sus elecciones, dijo: "Sería más cómodo quedarme en mi casa. Apunto a lograr objetivos inmediatos, como la Copa América, pero también a futuro y para eso tengo que jugar partidos con distintos jugadores".

Y graficó: "Tenemos cuatro (futbolistas) de la selección local en la lista de la Copa América (Juan Pablo Carrizo, Fabián Monzón, Diego Valeri y Enzo Pérez). Si no hubiera jugado esos partidos en Argentina, hoy seguramente no estarían".

En ese sentido, el técnico expuso su objetivo de "llegar al Mundial 2014 con 60 jugadores que tengan 20 partidos de experiencia" y deseó que quien lo suceda en el cargo "pueda elegir".

"Estuvimos años buscando el reemplazante de (Roberto) Ayala, tampoco tenemos marcadores de punta. Algo hay que hacer, no se puede empezar siempre de cero", analizó.

Batista agregó que en el fútbol argentino "se va de un lado para el otro" y que las críticas apuntan a "crear problemas que no le hacen bien".

"¿De qué sirve salir campeón mundial juvenil si después ningún jugador va a tener su posibilidad en la mayor?" preguntó Batista, y citó los casos de "(Lucas) Biglia, (Ever) Banega y (Pablo) Piatti", entre otros, como muestra de continuidad en su proyecto.

Al respecto, el entrenador aceptó que a "algunos les pueda gustar y a otros no la forma de trabajo o los jugadores elegidos", pero se mostró "convencido" de su tarea.

"Los partidos los pido yo y quiero jugar", reafirmó Batista sobre los amistosos, los que evalúa "sólo en lo deportivo", sin saber "cuánto se cobra".

Finalmente, el técnico argentino admitió que "una derrota como la de Nigeria, pesa" pero se mostró en desacuerdo con que el seleccionado "pierda prestigio por un partido amistoso".

Y ejemplificó que, de ser así, Argentina "estaría en lo más alto por haberle ganado a España, Brasil y Portugal" durante su gestión.

Otras Noticias