¿Fraude en la pelea Mayweather-Pacquiao?

Una falla severa habría desatado el triunfo en favor del campeón.
martes, 5 de mayo de 2015 · 00:00

Todo parece conducir aque hubo fraude en la pelea Mayweather-Pacquiao. Según publicó el diario británico Daily Mirror, los casilleros no estaban correctamente asignados en las tarjetas oficiales. Así, el multicampeón invicto estaba en el "rincón azul", mientras que el retador estaba en el "rincón rojo".

Este error inconcebible en las tarjetas de los jueces Glenn Feldman, Burt Clements y Dave Moretti, no hace más que alimentar nuevas teorías conspirativas alrededor de lo que ya se califica como "el Fraude del Siglo".

Es que la tarjeta oficial de la Comisión Atlética de Nevada muestra el combate en la esquina roja por delante, en las puntuaciones de los tres jueces -, pero Mayweather era en realidad el de la esquina azul en Las Vegas.

Y según los papeles, el ganador de la velada fue el filipino Emmanuel "Manny" Pacquiao por decisión unánime.

 Los jueces, identificados en las tarjetas oficiales bajo los seudónimos "blanco", "azul" y "rosa", completaron sus respectivos puntos en el lugar equivocado.



El error sería un bochorno mundial e histórico, y no hace más que alimentar la teoría de que la pelea fue un gran negocio. Y se suma a las declaraciones de Pacquiao, que admitió que había peleado con un hombro lesionado.


"Tres semanas antes de la pelea, tuve que saltar la formación de un par de días debido a la lesión", dijo Manny, al tiempo que avisó: "Tuve una resonancia magnética y no había una lágrima en mi hombro derecho".

La Comisión del Estado de Nevada, que se anotició de la lesión dos horas antes de la pelea, le negó una inyección de analgésico. Y entonces, esta lesión y la cirugía necesaria posterior, podrían echar por tierra las posibilidades de una revancha de Pacquiao.

La salud de Pacquiao alimentó las sospechas de los fanáticos del boxeo y de los periodistas especializados luego de observar que la intensidad de la pelea no había sido la esperada.

Todo mal en el combate que prometía ser un golazo y terminó siendo sólo un gran negocio, sin mucho espectáculo y  con fraude de por medio. (Redacción especial Minuto Neuquén)



Otras Noticias