IAE Mosconi: "Sólo un acuerdo amplio y sensato podría salvar al sector energético"

La institución a cargo de Jorge Lapeña propuso una serie de medidas para la industria.
lunes, 13 de julio de 2020 · 10:33

El Instituto Argentino de Energía General Mosconi presentó la segunda parte de su informe “Bases para una reforma integral del sector energético argentino”, donde propusieron una serie de políticas para llevar a cabo ante la situación de crisis que atraviesa la industria. 

Se trata de la continuación del documento publicado el 12 de mayo, y elaborado de manera colectiva por miembros del ente, que tiene como destinatario general a la sociedad argentina, y a los empresarios junto a los sindicatos energéticos de larga tradición y conocimiento de la materia. 

A través del informe, el organismo presidido por el ex secretario de Energía de la Nación, Jorge Lapeña, enumeró un conjunto de 60 medidas que, según detallaron, “es necesario implementar para realizar una reforma integral legal, organizativa, de propiedad, económica, impositiva y estratégica”. 

Desde el instituto explicaron que el programa presentado “tiene un formato abierto” y destacaron que “puede ser debatido, incluso por partes, y ampliado con los nuevos aportes de otros actores que se sumen al debate”. 

El documento indica que la energía en Argentina “se encuentra en un estado de crisis estructural profundo”, en un contexto donde la economía energética “está destruida”, debido a que “las leyes de fondo son obsoletas y no se cumplen, la organización institucional prevista en la normativa vigente es violada en forma sistémica, las tarifas y los precios se fijan en forma caprichosa y al margen de la ley”. 

“El sector energético se encamina globalmente a su propia quiebra y solo un acuerdo amplio y sensato podría salvarlo de ese indeseable final”, sostuvo el IAE Mosconi

La propuesta del organismo se basa en el camino hacia una “transición compleja y completa”, compuesta por cinco componentes, entre los que se encuentran la transición energética hacia una matriz sustentable junto a un cambio en la productividad, en los precios para los consumidores y en las decisiones “irracionales hacia la racionalidad”.

Finalmente, plantearon la necesidad de atravesar por una “transición moral que nos lleve a un Estado eficaz y eficiente en la toma de decisiones”.

Otras Noticias