Cheesecake en microondas

Cheesecake en microondas: con pocos ingredientes y en 5 minutos, un postre exprés que enamora

Esta preparación se elabora con productos saludables.
martes, 20 de febrero de 2024 · 08:50

Entre las recetas que necesitan menos tiempo de preparación y pocos ingredientes está el cheesecake en microondas, una versión que se hace con elementos muy fáciles de conseguir en el mercado y saludables, ideal para aquellos que desean agregar fibras y más nutrientes a su alimentación. Además, no requiere invertir demasiado tiempo en la cocina.

Otro punto importante de este postre es que se puede elaborar en presentación individual, por lo que es perfecta para compartir a la hora de la merienda. Este cheesecake en microondas también se puede complementar con diferentes tipos de mermeladas para variar su sabor.

Cheesecake en microondas
Esta receta se hace en porciones individuales.

 

Los ingredientes que se necesitan para la cheesecake en microondas son los siguientes:

  • 1 pote de yogur natural (equivalente a 190 o 200 g).
  • 1 huevo.
  • 3 cucharadas de harina de avena (o cualquier harina de su preferencia).
  • 1 cdita. de miel o esencia de vainilla.

Para la base 

  • 3 cucharadas de quinoa pop (se puede reemplazar con galletitas sin azúcar).
  • 1 cdita. de pasta de maní.

Para la cubierta

  • Mermelada de su preferencia.
Cheesecake en microondas
La base se hace con quinoa.

Lo primero que se debe hacer es colocar en un recipiente apto para horno, del tamaño de la porción deseada, las cucharadas de quinoa y aplastarlas hasta formar un polvo. Para que quede más compacto, se mezcla con la pasta de maní y se aplana para crear la base.

Cheesecake en microondas
La cocción lleva tres minutos en el horno.

Luego, en otro bowl se unen el yogur, la harina y la miel. Se bate hasta conseguir una consistencia cremosa y se agrega al molde con la base de quinoa. Una vez que esté todo listo, se lleva al microondas por 3 minutos o hasta que la crema quede más firme, y se coloca la cubierta de mermelada. 

Cheesecake en microondas
El cheesecake puede variar de sabor, según la mermelada.

El cheesecake se puede comer caliente y para aquellos que prefieren su versión en frío, lo recomendable es dejarlo en la heladera por una hora como mínimo para luego servir. 

Otras Noticias