¡Un poco de normalidad! Inés Ballester disfruta del verano luego de su batalla al coronavirus

La presentadora intenta retomar sus actividades un paso a la vez.
lunes, 8 de junio de 2020 · 04:30

Miles de personas se han visto arrolladas por el coronavirus, la crisis sanitaria ha ocasionado un cambio brusco en la forma de abrazar la vida de ahora en más, tal cual expresa Inés Ballester que luego de haber enfrentado el cáncer de mama diagnosticado en 2012, observa esta etapa como la peor de su historia por contraer el virus. 

La periodista se vio obligada por su estado de salud a suspender su participación en "Está pasando" y debió ser ingresada durante 21 días al hospital donde manifestó, se sintió bastante triste. Si bien los médicos realizan todo su esfuerzo, los pacientes no saben cómo llevar adelante la situación porque todos piensan que morirán. 

En una entrevista con el programa "Juntos" de Telemadrid, la presentadora reveló su experiencia, aseguró que hay vida después de la pandemia y que pronto todas las cosas que se echan de menos regresaran, además se dio la oportunidad de reencontrarse a través de videollamadas con sus colegas. 

Las últimas semanas Inés se ha mantenido en su hogar, realizando compras de manera virtual, consultando a su psicóloga y tomando prácticas de yoga; si bien su estado mejoró también tuvo que enfrentar una neumonía bilateral causada por la enfermedad, algo que deja secuelas pero sobre todo encienden el temor en su espíritu, al respecto dijo: 

"Ha sido muy duro, la soledad, el aislamiento, echas de menos tomar la mano, darte conversación. Para mí el virus ha sido peor que el cáncer. Con lo anterior sabes que te puedes morir pero tienes a todos a tu lado. Esto me ha tocado mucho". 

Para tranquilidad de Ballester y sus seres queridos la batalla logró vencer a su favor, y por estos días sus médicos aprobaron sus primeros paseos al aire libre, algo que pudo disfrutar gracias al alivio en las restricciones de circulación. 

La famosa salió a disfrutar del sol con un look veraniego compuesto por un vestido estampando en tono azul y rojo, sandalias bajas, una bandolera deportiva y su mascarilla de protección. 

El paseo de la valenciana fue por las terrazas de la capital, un plan sencillo para compartir momentos agradables y volver a la normalidad luego de una dura etapa. Sin dudas sus admiradores esperan reencontrarse prontamente con su trabajo. 

Otras Noticias