Mujer - Las más pedidas

Placer sexual máximo: Las cirugías que las argentinas eligen

La llamada ginecoestética ya es una realidad. Son cada vez más las mujeres que recurren a estas operaciones para mejorar sus relaciones.
sábado, 02 de abril de 2011 · 00:00

Por segundo año consecutivo, especialistas en ginecoestética participaron del XXI Congreso Argentino de Medicina Estética, el único evento de la región que agrupa a profesionales de esta área, presidido por Raúl Pinto. Participaron los profesionales destacados de todo el mundo. Leonardo Imbriano, especialista en Ginecología Estética y disertante del congreso, explicó cuáles son los avances científicos y por qué las mujeres se animan a pensar en una mejor calidad de vida, con menos tabúes.

“La ginecoestética es la subespecialidad de la Ginecología Quirúrgica, que además de buscar resultados estéticos, ayuda a mejorar la función y calidad sexual de las mujeres”, señaló Imbriano (MN 109.601),  especialista en Ginecología Estética y disertante del Congreso.

¿Cómo surge la ginecoestética?

“Hace mucho tiempo que las pacientes demandaban tratamientos de este tipo, los cuales se venían haciendo por algunos ginecólogos, pero de manera muy aislada y un poco escondida, ya que a ellas les resultaba un tema tabú poder hablar de su sexualidad y de tratamientos que la mejoraran. A raíz de que la esperanza de vida está aumentando, estoy convencido de que la satisfacción sexual, así como la salud ginecológica y por consiguiente la calidad de vida de las pacientes, genera una inquietud y demanda que se pone paulatinamente de manifiesto en la práctica de la Ginecología cotidiana.  A la mujer siempre se le hizo difícil investigar o pedir más y mejor sexo, a pesar de que es un derecho que tienen. Esto en parte se debe a que corrían el riesgo de ser tildadas de ‘fáciles’ o de no comprometerse con su imagen ‘social’ de pareja o madre. Esto es algo que  tenemos que desterrar, el ideal de una mujer es el que combina su función de esposa y madre con su poder de erotización”, opinó Imbriano.

¿Cuáles son las opciones que ofrece la Medicina Estética a la hora de mejorar la sexualidad y calidad de vida de la mujer?

Imbriano mencionó alguno de los tratamientos más requeridos:

- Amplificación del Punto G: A pesar de la controversia, existe evidencia científica suficiente para demostrar su existencia. Ubicado en la pared anterior del tercio inferior de la vagina (a unos 2,5 cm de la uretra aproximadamente), es un área sensible al tacto y al roce, que al ser estimulada puede producir una gran respuesta orgásmica. Mediante la utilización de sustancias de relleno (fillers), se busca la amplificación de su área, logrando una mayor superficie de estimulación.

- Labioplastia de reducción: Aproximadamente un 20% de las pacientes jóvenes presentan hipertrofia de labios menores, lo que se exacerba aún más con la tendencia actual de la depilación total de la zona púbica. Este trastorno no sólo es una cuestión estética, sino que puede interferir en la calidad de vida de la paciente al utilizar ropa ajustada, en la práctica de deportes o en las relaciones sexuales.

- Labioplastia de aumento: El envejecimiento produce una pérdida de colágeno y pérdida de tejido de sostén generalizada de todo el cuerpo, lo que produce la caída y atrofia de todos los tejidos. Esto se refleja en los labios mayores y menores, con pérdida de turgencia y volumen. Aplicando técnicas de lipoinjerto o fillers, se logra el rejuvenecimiento del área tratada.

- Rejuvenecimiento Láser Vaginal: Los partos vaginales o la constitución genética pueden generar cambios en las dimensiones internas y externas de la anatomía del canal vaginal. Esta pérdida del tono muscular y el ensanchamiento, genera en muchas pacientes, así como también en sus parejas, una pérdida de placer en sus rel

Comentarios

Otras Noticias