Triple emergencia ambiental: Naciones Unidas advierte sobre los riesgos del cambio climático

El Consejo de Seguridad debate sobre los efectos del calentamiento global.
martes, 23 de febrero de 2021 · 17:34

Los efectos del cambio climático y su influencia sobre la paz y la seguridad mundial son abordados este martes, en el hemiciclo del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (ONU) que se desarrolla de forma virtual. Bajo la presidencia pro tempore del Reino Unido, los representantes de las primeras potencias del mundo han puesto sobre la mesa de debates el tema más urgente para el futuro de la humanidad: las consecuencias del calentamiento global y los esfuerzos para proteger el medio ambiente. 

Precisamente, en la apertura de las sesiones, el secretario general de la ONU, António Guterres, ha llamado a las naciones del mundo a trabajar en función de fortalecer los acuerdos climáticos ante la inminente amenaza de lo que el organismo considera “la triple emergencia ambiental”. Con dicha expresión, se refiere a la voraz contaminación ambiental producida por las grandes corporaciones manufactureras del mundo que diariamente arrojan cientos de miles de metros cúbicos de gases de carbono al ambiente, la alteración de clima y la evidente disminución de las biodiversidades y las zonas verdes del planeta. 

Para la entidad mundial, es imperante la preservación del medio ambiente, justamente para evitar futuras epidemias de hambruna, el agotamiento de los recursos naturales de la tierra, como el agua, y la desaparición de una amplia gama de seres vivos que habitan el planeta. Y es que en los últimos años, el calentamiento global ha mitigado la capacidad de supervivencia de decenas de especies animales, como los osos del Polo Norte o los leopardos de las nieves que habitan en las montañas del Himalaya y que, actualmente, está en peligro de extinción.

Asimismo, Naciones Unidas ha hecho un gran énfasis en las consecuencias que trae consigo el calentamiento global para la seguridad alimentaria de los países del mundo que, según el último informe del organismo, se evidenció que, solo en el 2019, al menos 34 millones de personas padecieron la escasez de comida y recursos hídricos en todo el planeta. Esto provocó el desplazamiento forzoso de millones de personas. Las cifras confirman que aproximadamente 35 millones debieron abandonar sus países natales para escapar del hambre, sobrecargando a unos 40 países que sirvieron de receptores migratorios.

La reunión no solo ha confirmado la necesidad y la urgencia de consolidar los acuerdos en materia climática, sino que además ha servido para ratificar compromisos con la financiación para la lucha contra el calentamiento global. Conforme con las cifras reflejadas en el sitio web de la ONU, las potencias económicas del mundo deben patrocinar anualmente unos 100.000 millones de dólares para que el organismo pueda subsanar las necesidad de los países vulnerables y con más los bajos ingresos del mundo.

Otras Noticias