Cifras desgarradoras en Brasil: el país volvió a romper récords de fallecidos

Los contagios se disparan, mientras el presidente se burla de los enfermos.
miércoles, 10 de marzo de 2021 · 15:30

Brasil se ha vuelto un país en números rojos: las cifras de fallecidos en el gigante sudamericano ha vuelto a romper récords diarios, cerrando la jornada del martes con unos 1.972 decesos, 62 defunciones más que su peor día desde el inicio de la pandemia, que fue hace seis días con 1.910. Ahora, con más de 268.000 decesos en un año, el país latinoamericano que ubica en la segunda posición del planeta con la mayor tasa de mortandad, solo después de los Estados Unidos que tiene más de la mitad.

Además, se han registrado cerca de 71.000 nuevos contagios en las últimas 24 horas, con lo que se acumulan más de 11.1 millones de enfermos en el año que tiene la emergencia sanitaria en la región sudamericana. Desde el inicio de este 2021, la escalada del coronavirus en Brasil ha sido una de las más virales y letales de todo el continente, al punto de que la Organización Panamericana de la Salud (OPS) ha alertado a la comunidad latinoamericana sobre un posible repunte de los contagios en todos los países vecinos.

Fuentes: (Noticieros Televisa)

De acuerdo con el organismo internacional, una de las principales razones por las que Brasil está atravesando esta desafortunada calamidad pandémica ha sido la aparición de la nueva variante del virus, esa capaz de reinfectar a pacientes que ya han logrado superar la enfermedad con anterioridad. Sin embargo, la autoridad internacional sostiene que otra de las causas de esta dolorosa tragedia sanitaria en el país sudamericano es “la falta de compromiso del Estado que se niega a imponer toques de queda, confinamientos obligatorios y restricciones de movilidad en la población", minimizando así la incidencia del brote en todo la región; y para la OPS, las cifras de los últimos meses dan cuenta de ello. 

Mientras tanto, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, no ha emitido un solo comentario al respecto ni para lamentar el fallecimiento de tantas víctimas inocentes ni para tranquilizar a la población ofreciéndoles vacunas; por el contrario, durante su última alocución en el estado brasileño de Minas de Gerais, el mandatario volvió a arremeter contra los sueros inmunizadores, sobre todo los desarrollados en China. Además de atacar a toda la población general que le exige respuestas y acciones claras para comprar rápidamente vacunas y contrarrestar la embestida del virus. 

Para el mandatario de Brasil, las personas que están clamando por soluciones sanitarias concretas a corto plazo son "unos débiles", aunque el término que utilizó el ejecutivo fue mucho más ofensivo y soez. Bolsonaro, el ultraderechista, megaconservador y negacionista líder político de Brasil, quien hace unos meses se burlo de la pandemia y él mismo resultó contagiado, ha sugerido que "no se puede confiar mucho en los medicamentos de China, porque han sido ellos quienes crearon el virus", acusando a la nación asiática sin pruebas y basándose en teorías conspirativas sobre el origen de la pandemia. Y en medio de todo esto, se ha vuelto a negar a implantar un nuevo paquete de medidas de prevención, como lo han hecho otras naciones que sí intentan palear el virus trabajando en función de la población y de reducir los contagios.

Otras Noticias