Negacionistas en la calle: Alemania vive una intensa jornada de manifestaciones

Heridos y detenidos en protestas contra las restricciones sanitarias del coronavirus.
sábado, 20 de marzo de 2021 · 18:00

Sábado de protestas en Alemania: en medio de un nuevo paquete de regulaciones para detener la incidencia del coronavirus en el país europeo, miles de personas han tomado las calles de la ciudad de Kassel, al sureste de Berlín, para rechazar el plan sanitario recién instaurado. Sin mascarillas e ignorando todas las normas de distanciamiento social preventivo por el protocolo COVID, unas 20.000 personas se movilizaron por las principales calles y avenidas de esta urbe alemana para repudiar lo que ellos consideran unas “restricciones innecesarias” y para exigir el fin de la cuarentena.

Entre gritos y consignas, y portando pancartas con la frase “fin a la cuarentena”, los manifestantes avanzaron por todo el centro de la ciudad de forma pacífica para llegar a la plaza central, pero antes de terminar el recorrido se toparon un contingente de la Policía Nacional de Alemania que le impidió el paso. Cerca de 1.000 efectivos de seguridad formaron un cordón humano para detener la manifestación que, según las autoridades, transgrede y atenta contra los protocolos sanitarios. Sin embargo, los negacionistas del coronavirus avanzaron contra los uniformados y se registraron los primeros incidentes. 

A punta de gas pimienta y cañones de agua, los uniformados dispersaron a la mayoría de las personas que estaban marchando, mientras que otro grupo de radicales continuó enfrentándose a ellos; hasta el momento, se han reportado varias detenciones y más de diez heridos. De acuerdo con los organizadores de la protesta, las autoridades regionales les habían cedido un permiso especial para avanzar hasta la plaza central de la ciudad de Kassel, pero solo a un máximo de 6.000 manifestantes y con la condicionante de que se respetaran las medidas sanitarias. Sin embargo, al paso de las horas, más personas se fueron sumando a la caminata y la policía del país europeo tuvo que intervenir.

Mientras tanto, en otros dos puntos de la geografía alemana, otras movilizaciones similares se llevaron a cabo para mostrar su descontento contra el confinamiento obligatorio en la nación, pasando por alto la tasa de incidencias del virus que la última semana aumentó en un 100% a diferencia de otros meses. Y es que en Alemania más de 2.6 millones de personas se han contagiado con el virus y casi 75.000 han fallecido desde el inicio de la pandemia.

Otras Noticias