El ambicioso plan de rescate de Biden se define en el Congreso de EE. UU.

Sin apoyo republicano, podrían conceder 1.9 billones de dólares al presidente.
martes, 9 de marzo de 2021 · 19:00

La Cámara de Representantes de Estados Unidos define hoy el destino de 1.9 billones de dólares del presupuesto anual de la nación. Durante esta jornada, tanto el Partido Demócrata como el Republicano debatirán si es conveniente o no entregarle al presidente estadounidense, Joe Biden, esta partida de los fondos federales del Estado con la cual el ejecutivo pretende aliviar las finanzas del país de América del Norte en plena crisis sanitaria provocada por la pandemia del coronavirus.

Gran parte de las ganancias del Estado, los aportes de los contribuyentes y el pago de los impuestos federales conforman este paquete de rescate con el que Biden no solo impulsará la economía nacional, sino que además subsanará la deuda moral que contrajo la antigua administración con los 330 millones de habitantes que hacen vida en los Estados Unidos. 

El plan de ayuda para los afectados del coronavirus impulsado por el presidente se dividirá de la siguiente manera: 1) otorgará beneficios económicos a los desempleados de hasta 300 dólares semanales; 2) aumentarán el salario mínimo de la nación, propuesto inicialmente en 15 dólares la hora, pero modificado por los legisladores del Senado; 3) una partida de 170.000 millones de dólares para el regreso a clases de forma presencial; 4) los centros de testeos y pruebas de detección de coronavirus serán subvencionados con 46.000 millones de dólares; 5) para los Gobiernos regionales serán destinados 350.000 millones de dólares; 6) 14.000 millones de dólares para el fortalecimiento de la campaña nacional de vacunación contra el virus. 

De estos seis puntos, al menos dos (los más importantes de la agenda de alivio) están relacionados directamente con el rescate económico de los estadounidenses para ayudarlos a vencer las adversidades que representa transitar por una pandemia mundial sin empleo ni sustento diario. Biden espera poder erradicar al virus fortaleciendo los sistemas sanitarios del país, al tiempo que le brinda seguridad social y estabilidad económica a sus ciudadanos. 

Pero dentro de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, las opiniones de si es benéfico o no este rescate están divididas; por un lado, están los republicanos, minoría en el Congreso y detractores del mecanismo de ayudas de Biden y, por otra parte, destacan los demócratas del partido gobernante, la mayoría absoluta de la plenaria. Estos se asegurarán de darle la aprobación definitiva al decreto para convertirlo en ley y ayudar a la población, la más afectada por la incidencia del virus en el mundo.

Otras Noticias