Nueva jornada sangrienta en Myanmar deja más de 80 fallecidos en las protestas

Efectivos de seguridad utilizaron armamento real contra los manifestantes.
domingo, 11 de abril de 2021 · 08:30

Nuevos actos de violencia represiva se registraron este domingo en la ciudad de Bago, en la región centro sur de Myanmar, en el día número 70 de las protestas pro democracia que rechazan el golpe de Estado militar, que fracturó el hilo constitucional del país asiático. Según los cálculos de la Agencia de Monitoreo y Asistencia a los Presos Políticos, un total de 82 personas perdieron la vida a manos de las fuerzas de seguridad del Estado, durante esta jornada de protestas pacíficas en la quinta ciudad más grande de la nación. 

Fuente: (France 24).

Las fuerzas militares y policiales de Myanmar atacaron a los manifestantes pacíficos, que permanecían sentados durante la vigilia nacional pautada por la resistencia birmana; al parecer los efectivos del orden público utilizaron armamento real para repeler a los manifestantes. Citando lo reseñado por el diario local Myanmar Now, todas las víctimas cayeron cuando los uniformados dispararon contra la multitud con armas letales de alto calibre para dispersar la protesta.

De acuerdo al balance de la agencia de monitoreo birmana, hasta la fecha, un total de 701 personas han sucumbido ante la violencia represiva de los efectivos de seguridad, de las cuales se estima que más de 40 son menores de edad. Entre tanto, la cantidad de heridos que han dejado las protestas es incalculable, pero se habla de más de 1.000 personas con lesiones graves. Finalmente, las detenciones en el país del sudeste de Asia ya superan las 3.000.

Vietnam intercede por el pueblo birmano

Por otra parte, la lista de países que se han solidarizado con Myanmar es cada vez mayor: ahora le tocó el turno a Vietnam, una nación oriental también del sudeste asiático ubicada al sur de la geografía birmana. En un comunicado, el embajador vietnamita frente a las Naciones Unidas (ONU), Dang Dinh Quy, ha instado a la junta militar sublevada a deponer las armas y a suspender las acciones represivas contra los civiles, precisamente, para evitar más derramamientos de sangre entre el pueblo inocente. 

Al tiempo que ha exhortado al Gobierno de facto, que lidera Birmania, a entregar el país de forma pacífica sin más levantamientos militares y recomendado a las autoridades a que convoquen nuevas elecciones para devolverle la democracia al país, que desde el pasado primero de febrero ha estado sumergido en una espiral de violencia y represiones excesivas por parte de los uniformados. Todo esto, tras la sublevación militar que puso fin al Gobierno constitucional que había sido elegido por el pueblo. 

Mientras tanto, a la población civil de Myanmar, Vietnam les ha instado a aceptar la mesa de diálogo y negociaciones con la junta militar para devolverle la paz y la estabilidad a la región, mientras que pidió por la reconciliación nacional y por el fin de la violencia extrema en este país.

Otras Noticias