Insólito: multan a Bolsonaro por romper las normas sanitarias contra la pandemia

Él y otros dos funcionarios de su Gobierno fueron sancionados en Sao Paulo.
domingo, 13 de junio de 2021 · 13:10

El controversial presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ha vuelto a causar polémica este fin de semana, tras su cuestionada participación en un multitudinario acto político por las transitadas calles del estado de Sao Paulo, al suroeste del país, donde apareció sin barbijo y criticó el uso de las mascarillas sanitarias.

El ultraderechista y aspirante a la reelección presidencial protagonizó una movilización en dos ruedas por todo el centro de la ciudad paulista, junto a decenas de motociclistas y personas en sus vehículos, que al igual que él no portaban cubre bocas, pese a la normativa sanitaria vigente en esta región brasileña, que obliga a mantener el barbijo en las vías públicas

Bolsonaro ha negado la existencia del coronavirus. 

Esta conducta “inapropiada”, según las palabras de la gobernación de Sao Paulo, le valió a Bolsonaro una cuantiosa multa de al menos 100 euros (o 110 dólares americanos) por “romper las normas de bioseguridad y quebrantar restricciones sanitarias en la ciudad”, mismas que fueron pensadas para frenar el brote de la pandemia en la región.

Según la oficina de prensa del gobierno del estado de Sao Paulo, liderada por el opositor Joao Doria, la multa también se aplicará a dos de sus funcionarios del Gobierno derechista, entre ellos su hijo Eduardo y el ministro de Infraestructura, Tarcisio Gomes, reseñó el portal Folha de Sau Paulo.

El ejemplo viene desde casa y si dejamos pasar por alto esta falta grave, no podremos exigir el cumplimiento de las normas en los ciudadanos paulistas. 

Bolsonaro fue uno de los 17.4 millones de pacientes que resultaron positivo por el test de coronavirus.

El polémico encuentro en moto 

Después de que guiara a toda una cuadrilla de motorizados (sin cubrebocas) por las calles de Sao Paulo, Bolsonaro se subió a la tarima de un camión, y como de costumbre, criticó enérgicamente el uso obligatorio de los barbijos, tras asegurar que “una persona ya vacunada no necesita usarlos obligatoriamente”, según su opinión.

Sin embargo, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de EE. UU. contradicen esta teoría negacionista de Jair Bolsonaro y explican que “las vacunas están diseñadas para aumentar la carga antiviral de los inoculados, pero no necesariamente los protege del virus”.

Por lo que recomiendan mantener el uso de cubrebocas en espacios abiertos y cerrados, como así también la constante higiene de las manos, además de respetar la distancia social recomendada de como mínimo dos metros.

Otras Noticias