Chile evalúa volver al voto obligatorio ante el creciente índice de abstencionismo

Actualmente, poco más del 30% del padrón electoral sufraga en las elecciones.
domingo, 19 de septiembre de 2021 · 16:59

Chile busca volver a imponer la obligatoriedad del voto en el país sudamericano ante la evidente caída de la participación electoral en los comicios nacionales. Una medida que, según afirman, impulsará la tasa participativa de los sufragios y nivelará el grave déficit democrático de la región.

Desde el año 2012, cuando el gobierno de la expresidenta Michelle Bachelet aprobó la modificación del reglamento comicial, el índice de participación ciudadana en la nación austral ha caído de forma preocupante hasta alcanzar los niveles más bajos de la historia. Actualmente, poco más del 30 por ciento del padrón electoral vota en las elecciones.

Según datos oficiales del Servicio Electoral de Chile (Servel), citados por la agencia Télam, la participación electoral ahora se ubica en más del 40% para los comicios presidenciales y superior al 30% en los sufragios regionales y legislativos. 

En noviembre se celebran las presidenciales en Chile. 

La única elección que contó con un amplio porcentaje del electorado fue el referendo constitucional del 2020, donde más del 70% de la población le dijo que sí a la nueva Carta Magna; sin embargo, los comicios para definir a los representantes de la Asamblea Constituyente estuvieron marcados por el abstencionismo, ya que solo el 42% de la población votó

 

Decreciente participación electoral en Chile 

A finales del 2012, ya en el segundo mandato de Bachelet, la expresidenta impulsó la inscripción automática al padrón electoral en Chile, una medida con la que se pretendía incrementar la cantidad de votantes en el país y, por consiguiente, la participación ciudadana. Pero de forma simultánea, también se promulgó el voto voluntario, una decisión que paradójicamente terminó por proyectar a la baja la participación en los comicios. 

La normativa para el voto obligatorio se encuentra en evaluación 

Y es que, en las últimas elecciones obligatorias en Chile, en marzo del 2010 (el balotaje presidencial donde ganó Bachelet), salieron a sufragar más de 7 millones de chilenos, lo que representó al 87% del padrón electoral, que en ese momento era de 8.2 millones de chilenos. 

Mientras que, dos años después, cuando se estrenó el voto voluntario en el país, la participación ciudadana cayó a un 42,9% con respecto al 2010. La cantidad de gente que votó en el 2012 se redujo a 5.7 millones de personas, aún cuando el padrón electoral de ese año era de poco más de 13 millones de chilenos. 

Por esta razón, se ha impulsado desde las bases políticas del país un proyecto de ley que pretende invertir el reglamento del voto voluntario para imponer el sufragio obligatorio. Esta normativa, que en un principio la propuso un reducido sector de la izquierda chilena, hoy es respaldada por buena parte del Senado de Chile y se espera que para noviembre se lleve a cabo el último debate para su aprobación definitiva.

Otras Noticias