Luces en el cielo: el extraño fenómeno que se vio durante el terremoto en México

Una persona murió a causa del sismo y se registraron daños, aunque no fueron demasiado graves.
miércoles, 8 de septiembre de 2021 · 09:07

El terremoto de magnitud 7.1 que sacudió anoche el centro de México dejó increíbles imágenes en la capital. Mientras la tierra temblaba, destellos azules y verdes inundaron el cielo.

A primera vista podría parecer algo similar a los relámpagos que se producen durante una tormenta eléctrica, pero la tonalidad era claramente diferente. En realidad, lo que se vio en el país azteca se trató de un fenómeno que se conoce como triboluminiscencia o “luces de terremoto”.

Fuente: (Milenio)

Aunque no hay consenso sobre este asunto, algunos científicos creen que es causado por la fricción de rocas (como el basalto y el gabro) de la corteza terrestre que se produce cuando una onda sísmica golpea.

Cuando esto ocurre, la fricción libera cargas eléctricas que se acumulan y salen disparadas hacia la superficie con gran fuerza y velocidad. Así, esta energía ilumina el cielo con colores parecidos a las auroras boreales.

Aunque este fenómeno causa sorpresa cada vez que aparece, fue documentado durante siglos y también se vio en sismos recientes, como en Perú en 2007, en Chile en 2010, y en el propio México en 2017.

 

Los daños del terremoto

El epicentro del temblor se ubicó a 11 kilómetros de la ciudad de Acapulco, en el estado de Guerrero. Pese a su gran intensidad, los daños provocados por el sismo no fueron mayores, aunque sí se registró la muerte de una persona en esta región debido a la caída de un poste de luz.

Las autoridades de Acapulco informaron que el temblor provocó algunos derrumbes en las zonas costeras, además de roturas de vidrios y desmoronamientos, aunque no fueron graves y no hubo que lamentar más víctimas.

Para las 5 de la madrugada (hora local), se habían producido 150 réplicas del terremoto, según informó el Servicio Sismológico Nacional de México. La mayor de ellas tuvo una magnitud de 5.2.

Los habitantes de Acapulco y de Ciudad de México respondieron rápidamente al sismo, a causa de la experiencia acumulada en emergencias similares. En la capital, el recuerdo de los trágicos temblores del 7 y del 19 de septiembre de 2017, donde perdieron la vida cientos de personas, todavía están frescos.

Más de

Otras Noticias