México

México busca ayuda internacional para poder rescatar a los diez mineros atrapados

Las tareas de rescate se vieron nuevamente entorpecidas por otra inundación.
martes, 16 de agosto de 2022 · 11:48

El Gobierno de México anunció hoy que recurrirá a empresas extranjeras, una de Alemania y otra de Estados Unidos, en busca de asesoría para continuar la operación de rescate en una mina de la localidad de Sabinas. Mañana se cumplirán dos semanas desde que diez mineros quedaron atrapados a causa de una inundación en el lugar donde trabajaban.

"Platicaremos el día de hoy con ellos para saber quién es la que nos puede aportar la mejor opinión, la más amplia, tomando en cuenta las condiciones de nuestra mina", informó Laura Velázquez, coordinadora de Protección Civil de México, durante la habitual conferencia de prensa matutina del presidente del país norteamericano, Andrés Manuel López Obrador.

Laura Velázquez intervino en la conferencia de López Obrador de esta mañana.

“Son dos empresas que nos darán una opinión para determinar las opciones con mayor precisión”, agregó la funcionaria de México, quien aclaró que este era un pedido que realizaron en repetidas oportunidades los familiares de los mineros atrapados.

Aún no se dieron detalles sobre qué es lo que se espera específicamente de esta asesoría, pero se informó que es el canciller del país azteca, Marcelo Ebrard, quien realiza las negociaciones con las compañías.

Detalle de las novedades de la operación de rescate publicado en la cuenta de Twitter de Protección Civil.

 

Casi dos semanas atrapados

El pasado 3 de agosto, los mineros trabajaban en la mina Pinabete, en el estado de Coahuila (norte de México), cuando realizaron un boquete en una pared que daba a un pozo inundado. El agua se precipitó torrencialmente hacia ellos. Por la fuerza, cinco de ellos salieron casi expulsados de la mina, pero diez quedaron atrapados. Desde entonces, no se tienen noticias de su estado de salud o siquiera si continúan con vida.

Las tareas de rescate comenzaron casi de inmediato. Actualmente, hay cientos de efectivos que realizan labores en el lugar e intentan bombear miles de litros de agua para que los rescatistas puedan ingresar.

Los trabajos de bombeo en el lugar del accidente.

El domingo se había logrado bajar el nivel de agua hasta los 1,30 metros, pero se produjo una nueva inundación repentina desde una mina vecina, por lo que los esfuerzos retrocedieron varios casilleros: hoy, los niveles de agua se sitúan en más de 39 metros. Las autoridades ahora buscan sellar las filtraciones con la construcción de un muro para poder, pero se desconoce cuánto tardará esto.

Otras Noticias