Sociedad

A partir de 2011 dejarán de producirse lámparas incandescentes

La prohibición de importar y comercializar ese tipo de lámparas en todo el territorio nacional se formalizó hoy con la publicación de la ley correspondiente en el Boletín Oficial.
miércoles, 21 de enero de 2009 · 00:00
La ley 26.473, sancionada por unanimidad por el Congreso nacional, prohíbe a partir del 31 de diciembre de 2010 la importación y comercialización de lámparas incandescentes de uso residencial general en todo el territorio de la República Argentina, según información del portal web de noticias Infobae.com

El Gobierno nacional, a través del Ministerio de Planificación, implementó en enero de 2008 un programa para el recambio de lámparas incandescentes por las de bajo consumo, en el marco de su Programa de Uso Racional de la Energía Eléctrica (Puree), uno de cuyos objetivos es ahorrar energía domiciliaria para redistribuir a sectores productivos.

A un año de esa iniciativa, las distribuidoras de energía eléctrica y las Cooperativas Eléctricas en forma conjunta con los municipios, canjearon 5.200.000 lámparas en 2.600.000 hogares, y otras 300 mil se recambiaron en edificios de la administración pública nacional.

También se sumaron al proceso de recambio la totalidad de lamparitas del Poder Ejecutivo Nacional, el Poder Legislativo y el Poder Judicial de la Nación, contando también con la participación de las principales cámaras empresariales del país.

Reglamentación del uso racional de energía
La Ley, cuyo texto se publica hoy en el Boletín Oficial, autoriza al Poder Ejecutivo Nacional (PEN) a establecer excepciones por razones técnicas, funcionales y operativas, que estime necesarias, a través de los mecanismos y metodología que establezca a tal efecto.

El PEN podrá además dictar las medidas tendientes a facilitar la importación de lámparas de bajo consumo, sus partes, insumos, componentes y/o equipamiento necesario para su producción, reduciendo o liberando de gravámenes y tributos de importación.

La Asociación de Distribuidores de Energía Eléctrica (ADEERA) confirmó que 5.500.000 de lámparas incandescentes ya fueron reemplazadas por lámparas de bajo consumo. Asimismo, indicó que otras 20 millones de esas lámparas, importadas de Cuba, arribarán al país próximamente, para ser canjeadas gratuitamente este año entre los usuarios.

La utilización de lámparas de bajo consumo reduce los costos y el consumo de energía en una quinta parte, ya que una de 20 watts ilumina en la misma proporción que una incandescente de 100 watts, y además contribuyen a preservar recursos naturales no renovables que se utilizan para generar energía eléctrica.

Otras Noticias