Nacional

Kirchner, el candidato preferido para 2011 según encuesta privada

La consultora Ibarómetro revela que el 23% de los encuestados lo votaría como Presidente. Lo siguen Rodríguez Saá y Reutemman. Un 40% de indecisos.
domingo, 1 de febrero de 2009 · 00:00
Una encuesta reveló que Néstor Kirchner podría ser el candidato presidencial preferido del PJ en el 2011, aunque según la opinión de sólo el 23,5 por ciento de los consultados y con un 27,4 por ciento que no sabe todavía por cuál dirigente peronista pronunciarse.

En una encuesta realizada por la consultora Ibarómetro, el ex gobernador de Santa Cruz figura como el que elegiría el 23,5 por ciento de los consultados, con independencia de su adscripción al peronismo -un porcentaje similar al que obtuvo en la primera vuelta electoral del 2003-.

El estudio revela además que Alberto Rodríguez Saá está ubicado en segundo lugar con el 12,5 por ciento, y Carlos Reutemann, tercero, con un cercano 12,1 por ciento.

La muestra, que incluyó otros nombres, detectó que el 10 por ciento se pronunció por Eduardo Duhalde, el 7,6 por José Manuel De la Sota y el 6,8 por Felipe Solá, en tanto el 27,4 prefirió abstenerse y confesar que no sabía todavía.

Datos. El sondeo relevó la opinión de 820 personas de todo el país, con representación proporcional de los estratos sociales y culturales, en poblaciones de distintos tamaños de Argentina.

El trabajo mostró que el 40,8 por ciento de los argentinos no tiene aún tomada ninguna posición sobre las elecciones legislativas de octubre de este año.

El elevado número de indefinidos tiene relación con que las campañas electorales todavía no fueron lanzadas ni están claros los candidatos que van a competir; además de que históricamente las campañas legislativas no suscitan el mismo interés que las elecciones presidenciales.

El 30,3 por ciento afirma que votará para fortalecer la posición del gobierno, mientras que el 28,9 por ciento lo hará en contra del oficialismo y a favor de alguno de los candidatos de la oposición.

Otro aspecto de la muestra, destaca que el 56 por ciento de los encuestados es pesimista sobre el futuro y creen que el país estará igual de mal o peor que en el 2008.

Esta percepción es más fuerte entre los hombres, adultos mayores y ciudadanos de bajo nivel educativo.