Sociedad

Por primera vez realizan en el país un reemplazo de válvula cardíaca con bajo riesgo

La intervención, que se practica desde hace años en Europa y que ahora llegó a la Argentina, es mínimamente invasiva y permitirá a los adultos mayores mejorar su expectativa de vida.
miércoles, 25 de marzo de 2009 · 00:00
Médicos argentinos realizaron hoy por primera vez en el país una intervención mínimamente invasiva de corazón, que hasta ahora se hacía a pecho abierto, lo que permitirá especialmente a los adultos mayores mejorar su expectativa de vida.

El procedimiento se practica desde hace años en Europa, con un 97% de éxito entre los pacientes con estenosis aórtica -obstrucción de la válvula que conecta el corazón con la aorta-, informaron los especialistas que hoy practicaron "el reemplazo percutáneo de válvula aórtica" por primera vez en dos centros sanitarios porteños: Hospital Hospital General de Agudos J. Fernández y el Hospital Italiano.

"Es un avance muy importante porque mucha gente con estenosis aórtica quedaba excluida del reemplazo de válvula al no poder someterse a una cirugía mayor, con apertura de tórax, anestesia general, y circulación extracorpórea", dijo a Télam Jorge Belardi, jefe del Servicio de Cardiología Intervencionista del ICBA, Instituto Cardiovascular de Buenos Aires.

El especialista dijo además que la práctica registra el 3% de mortalidad entre los casi 5.000 reemplazos percutáneos realizados hasta el momento en Europa y en América. La estenosis aórtica es una patología que impide que la válvula se abra adecuadamente bloqueando el flujo de sangre hacia la aorta.

Puede aparecer desde el nacimiento o desarrollarse a lo largo de la vida, en cuyo caso la aparición de los síntomas ocurre tardíamente, dijo el médico que estrenó la técnica que no requiere cirugía y se ingresa por punción de la arteria femoral.

"En la Argentina esa enfermedad afecta aproximadamente al 3% de los pacientes mayores de 75 años quienes, sin intervención, quedan expuestos a una progresiva discapacidad y a un elevado riesgo de vida", precisó Belardi.

Si bien el reemplazo valvular es el tratamiento indicado para la estenosis aórtica, "una considerable proporción de pacientes quedaba excluida de esta alternativa terapéutica por presentar un alto riesgo quirúrgico", precisó el cirujano.

Además, mañana se realizará la misma intervención en el ICBA y la Fundación Favaloro. Durante los procedimientos, los médicos serán asistidos por Eberhard Grube, jefe del Departamento de Cardiología y Angiología del Centro del Corazón de Siegburg, Alemania y uno de los profesionales con mayor experiencia en este tipo de técnicas.

Desde el ICBA señalaron que para el recambio "se utiliza una válvula biológica de pericardio porcino que se encuentra montada sobre un stent de metal (NITINOL) autoexpandible, que avanza dentro de un catéter hasta el corazón".

Según fuentes del Ministerio de Salud porteño, "colocada la válvula biológica, se genera la compresión de las valvas hacia las paredes de la aorta y de este modo la nueva pieza comienza a trabajar con un óptimo funcionamiento".

"No es una técnica que se pueda aplicar masivamente ya que se debe tener una clara información de las funciones y de la anatomía de todo el sistema circulatorio del paciente", dijeron las fuentes.

Comentarios

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias