Nacionales

Con videos de "Spartacus", Schoklender extorsiona a Oyarbide

Sergio Schoklender, ex apoderado de la Fundación Madres, es el abogado de Luciano Garbellano, dueño del local "Spartacus" en el que el juez Norberto Oyarbide fue filmado con un presunto "taxi boy".
jueves, 1 de diciembre de 2011 · 00:00
Con una vil estrategia, Schoklender busca la salvación. Es tan evidente su estrategia que en vez de beneficiarlo, parecería causar el efecto contrario.

En una nueva escalada para apartar al  juez Norberto Oyarbide, quien lo investiga por lavado de dinero y defraudación al Estado, el ex apoderado de la Fundación Madres de Plaza de Mayo Sergio se reunió hoy con el magistrado y le habría adelantado que contaría en un programa de televisión pormenores del caso "Spartacus", por el que el magistrado fue sometido a juicio político años atrás.

Schoklender se reunió durante breves instantes con Oyarbide en el despacho del juez en el tercer piso de los tribunales de Comodoro Py 2002 para coordinar cómo accederá a las copias de la causa, informaron fuentes judiciales. 

Tras  finalizar la reunión, a la que Schoklender fue con su abogado, Eduardo Karlen Guevara, el ex apoderado le habría adelantado al juez que contaría en televisión detalles de una charla que tuvo con Luciano Garbellano, dueño del local "Spartacus" en el que Oyarbide fue filmado con un presunto "taxi boy".

Schoklender habría sostenido que Garbellano filmó una película, en la que el empresario actúa, sobre los hechos ocurridos en "Spartacus", pero que todavía no fue estrenada.

Cabe recordar que por el caso "Spartacus" Oyarbide fue sometido a un juicio político en el que el 11 de septiembre de 2001 el Senado rechazó la acusación y el juez reasumió el cargo en el que estaba suspendido mientras se tramitaba el proceso.

En contrapartida, Oyarbide investiga a Schoklender por presunto lavado de dinero y defraudación al Estado en el posible desvío de fondos destinados a la construcción de viviendas por parte de las Madres y con los que se habrían comprado bienes como yates y viviendas.

El juez levantó la semana pasada el secreto de sumario en la causa y Schoklender se reunió con él para comenzar a tener acceso a copias de los 104 cuerpos de la investigación.

El ex apoderado le pidió obtener copia a través del escaneo de cada cuerpo y no en fotocopias, como es de práctica habitual en Tribunales. Tras la reunión con Oyarbide, Schoklender se entrevistó con el fiscal federal de la causa, Jorge Di Lello, para consultarle por el pedido de indagatoria que hará sobre su persona.

Di Lello trabaja en las indagatorias y tiene previsto solicitarlas durante la primera quincena de diciembre. Entre los citados estarían Sergio Schoklender y su hermano Pablo, también ex apoderado de la Fundación.

Otras Noticias