Nacionales

El campo vuelve a la protesta

La Federación Agraria ratificó las protestas de productores. Y Buzzi no negó que la semana próxima haya cortes de ruta.
miércoles, 20 de julio de 2011 · 00:00
Otro nuevo conflicto, cosa que en tiempos electorales, muy bien no le viene al oficialismo. Al respecto, el titular de la Federación Agraria Argentina (FAA), Eduardo Buzzi, confirmó que productores de leche y de cerdo se manifestarán la semana que viene en contra de la administración de la presidenta Cristina Kirchner y no descartó que haya cortes de ruta.
 
Tras tres años de la superación, (en 2008 se registró el conflicto más duro y prolongado en décadas), vuelve el tema al tapete de la opinión pública. De acuerdo a lo manifestado por el dirigente en declaraciones radiales, "el 26 habrá protestas de tamberos frente a supermercados y la industria", en rechazo al precio que reciben por litro de leche y "el 27 los chancheros irán a los puentes del Mercosur, que es por donde vienen los camiones de Brasil".

Remarcó que "la situación de los productores lecheros es crítica, debido al precio que reciben por cada litro de leche", y responsabilizó por eso a "los supermercadistas".

También opinó el vicepresidente de FAA, Julio Currás: “Esto no tiene porqué politizarse, es un reclamo genuino. Lo que no va a haber es tribuna de discursos de política partidaria. Esto no tiene absolutamente nada que ver con eso. Ojalá nos esté llamando la propia presidenta, ya que lo que menos queremos es una manifestación. Pero la irresponsabilidad nos lleva a estas situaciones", consideró.

"Sabemos que en este momento la sociedad argentina está pasando por un montón de problemas. Lo que queremos es demostrar que el campo no es todo igual. En el campo hay sectores muy humildes”, agregó.

En el mismo sentido, Buzzi criticó al gobierno nacional por su política agropecuaria. Opinó que hay una avanzada de importación de alimentos, similar a lo que ocurrió durante la década del '90.
 
Además sentenció: "Todo lo que consumamos de jamones, está hecho con cerdo de Brasil. Están importando pulpas y tocinos congelados a precios de dumping, porque Brasil está subsidiando a sus productores, y los industriales compran esa mercadería porque logran más rentabilidad".
 
Y sobre la producción de leche remarcó: "Cada vez hay menos productores, cada vez está más concentrada la producción de leche y los consumidores pagan más caro. El precio está impuesto por la industria, pero también la industria muchas veces termina siendo rehén de los grandes supermercados, que son los que después negocian con (Guillermo) Moreno".