Muerte de Nisman : Otro testigo desmintió a Natalia Fernández

El hombre negó algunos hechos afirmados por la camarera.
lunes, 23 de febrero de 2015 · 00:00
Argentina.- Natalia Fernández, la testigo que denunció irregularidades en la pericia efectuada en Puerto Madero tras conocerse la muerte del fiscal Nisman, está complicada. Es que el hombre que actuó de testigo en el operativo que se desarrolló en el domicilio de dicho funcionario fallecido, dijo que en el lugar "había mucha gente, pero estaban trabajando". Así, el carpintero que asistió al procedimiento contradijo a Natalia Fernández, y agregó que no vio nada anormal.

En una entrevista al diario La Nación sostuvo: "Yo no sé qué vio Natalia, pero yo no vi a nadie comiendo ni tomando café. Había mucha gente, pero estaban trabajando". "Nadie se reía. Había clima de trabajo", agregó al aclarar que los peritos y policías secuestraban y grababan cosas referentes a la investigación. 

El testigo describió de este modo el trabajo en el departamento: "En el living y el comedor había unas 15 personas de Prefectura. En la mesa vi papeles y una carpeta amarilla, y un prefecto en la punta que pasaba datos a una netbook. Sentada en el sillón del living estaba esta chica Natalia con otra. Siempre la vi sentada, como un poco recostada. Ellas eran testigos de la Prefectura, nosotros de la Policía. Había peritos buscando huellas y esas cosas".

"Entonces nos llevan por el pasillo y se acerca el jefe de Homicidios, de traje, que se identifica y nos da la mano. En esa parte había unas diez personas más. Estaba la fiscal Fein", agregó.

Además, el testigo aseguró que tras el pedido de las autoridades, "fuimos al cuarto de Nisman. Estaban Fein, peritos y uno que filmaba todo. Miro para el baño y veo por lo menos un metro de sangre y en el pasillo del vestidor pisadas de sangre. Sentí un escalofrío... hasta en la parecita de la bañadera había sangre".

Respecto a estas huellas, dijo que "eran de los peritos que habían sacado el cuerpo, seguro. Porque el cuerpo ya no estaba". En torno a la caja fuerte, el hombre afirmó que "vino la madre de Nisman con un cuadernito, nosotros miramos para otro lado y ella puso la clave. Había un cheque de 200.000 pesos y pasaportes, creo que cuatro. Vi la foto de un hombre que no era Nisman. Era morocho, medio gordito". 

Al contrario de los dichos de Fernández, que dijo "no saber qué firmó", este testigo aseguró: "Yo no sé qué vio Natalia, pero yo no vi nadie comiendo ni tomando café. Había mucha gente, pero trabajando". El carpintero explicó que había "clima de trabajo" y opinó que "si fue un asesinato, fue muy profesional".

"Me fui con la sensación de un suicidio", aseguró el testigo que contradijo a Natalia Fernández. (Redacción especial Minuto Neuquén)  

Comentarios

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias