El fantasma del "voto castigo" acecha a Mauricio Macri

Un sondeo refleja esta situación. Los votantes quieren un cambio de gobierno. Los detalles.
viernes, 1 de febrero de 2019 · 08:05

ARGENTINA.- Mauricio Macri supo imponer su marca política y logró ganar las elecciones del 2015 destronando a Cristina Kirchner, una rival casi imposible de derribar. Pero ese logro estaría siendo amenazado por el "voto castigo" ya que, habida cuenta de la situación de crisis económica reinante y creciente, los futuros votantes están manifestando el deseo de "cambiar de gobierno".

La hazaña que tratará de llevar adelante Cambiemos es la de revertir el muy malhumor social para poder empezar a soñar luego con la reelección, una tarea difícil, a juzgar por el contexto.

Mirá además: La inflación del 2018 fue la más alta desde 1991

¿El motivo?. Básicamente la razón más relevante para no votar al actuar Presidente, es la disconformidad con las políticas impartidas por Casa Rosada, desde la era "amarilla". El nivel de descontento, alcanza casi a 9 de cada 10 argentinos.

Tomando como base un sondeo efectuado por la firma Taquion Research Strategy, seis de cada diez argentinos (61,5%) quiere un cambio de gobierno a partir del próximo 10 de diciembre.

En tanto, el 65,7% de los encuestados tiene una evaluación negativa de la gestión de Macri. El rechazo llega al 68,9% en el segmento de los más jóvenes en edad de votar (de 16 a 34 años).

En consecuencia, sólo el 30,9% de los encuestados, aseguró tener una evaluación positiva del oficialismo y es mayor entre los votantes de mayor de edad, de 55 años o más, sector en el que la aprobación llega al 37,7%. Es decir que aún en el sector en el que Macri cosecha mayor apoyo, el rechazo es mayoritario y llega al 58%.

El dato que más asusta al gobierno actual es que el 60,2% aseguró que no votará a Macri en octubre frente al 39,8% que dijo que sí lo haría.

El tema económico aparece como el primer gran escollo para Macri y el segundo sería la preocupación por la falta de seguridad. En el tercer lugar la gente menciona como algo negativo, los altos niveles de desocupación.

Por eso es que la estrategia "duranbarbista" apunta a focalizarse en la segunda preocupación de los argentinos. Es evidente en los últimos tiempos, el endurecimiento del discurso oficial en este aspecto y la multiplicidad de medidas lanzadas en las últimas semanas. Estos anuncios para algunos futuros votantes fueron positivos, pero para varios organismos defensores de los Derechos Humanos, crean un escenario peligroso.

Nada está dicho pero lo cierto es que Mauricio Macri la tiene difícil. La gran carta esta vez la tiene la oposición que, si sabe jugar inteligentemente, puede resultar a su favor y resultar beneficiada en las urnas. (Redacción especial Minuto Neuquén)

Leer también: Ruidazo nacional contra los tarifazos y el ajuste del Gobierno