Ramos Padilla: "Descubrimos una red de espionaje judicial paraestatal"

"D'Alessio ofrecía información falsa", afirmó.
jueves, 14 de marzo de 2019 · 09:36

El juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla, se presentó ayer miércoles en la Cámara de Diputados y allí sostuvo que la causa contra el fiscal Carlos Stornelli por presunta extorsión es apenas una porción "ínfima" de las revelaciones que están saliendo a la luz, ya que advirtió que se está investigando es "una red de espionaje político y judicial ilegal paraestatal de magnitudes".

"Soy el juez de la causa, voy a tomar todos los recaudos necesarios para preservar la investigación, para preservar la integridad y los datos reservados de las víctimas, y no voy a hacer conclusiones, sino que voy a exponer la información recogida hasta el momento", dijo el juez durante su visita al Congreso.

Según expresó Ramos Padilla, la presunta extorsión y pedido de coimas de Marcelo D'Alessio en nombre del fiscal Carlos Stornelli, es solo la punta de iceberg de una red que involucra inclusive a relaciones exteriores del país con Estados Unidos, Israel, Venezuela y Uruguay.

"Lo cierto es que el caso que puede involucrar a un fiscal, no a uno solo, sino a varios, a un periodista, a un juez, es ínfimo... Lo que estamos viendo puede perjudicar las relaciones con Estados Unidos, con Venezuela, con Israel y con la República del Uruguay, porque esta organización tuvo incidencia en distintos ámbitos de incumbencia de varios países", dijo el juez Ramos Padilla.

Los legisladores del oficialismo no escucharon al magistrado y se retiraron del recinto.

Luego del allanamiento a la casa de D'Alessio, el juez informó que el falso abogado y operador del fiscal federal, realiza hace tiempo operaciones “vinculadas con la actividad de los poderes judiciales, los ministerios públicos (nacionales y provinciales), las fuerzas de seguridad (nacionales y provinciales), los poderes políticos y los medios de prensa”.

D'Alessio reclamó por la asistencia de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich, del jefe de la AFI Gustavo Arribas e incluso del presidente Mauricio Macri, cuando era allanado.

Según explicó la metodología empleada constaba en la "recopilación de información, la producción de inteligencia y el almacenamiento de datos sensibles de manera paralela a las causas judiciales que se utilizaban para luego llevar a cabo acciones coactivas intimidatorias y extorsivas con la finalidad de influir en causas judiciales".

Y detalló: "Encontramos documentos, legajos de inteligencia, cuadernos con anotaciones de datos sensibles acerca de los hijos, esposas, de los allegados que eran objetivos, elementos de espionaje tales como cámaras ocultas entre llaveros, drones, un arma que llamo la atención de todos”.

Otras Noticias