La estrategia del gobierno

Se podrá pagar en verano parte de los aumentos de gas del invierno

Es el plan del gobierno para paliar el fuerte aumento de tarifas de gas durante el invierno, que es cuando más consumo se registra.
lunes, 24 de junio de 2019 · 10:04

El gobierno reglamentó la medida mediante la cual se podrá pagar una parte del consumo de gas producido durante el inverno, en los meses de verano, y así equilibrar los tarifazos que se hacen más intensos en los meses de frío cuando el consumo de este servicio aumenta. El estado absorbería los costos de financiación derivados de medida.

El gobierno planea así dilatar los aumentos de las facturaciones de gas de los hogares residenciales durante los meses de frío, casualmente cuando se desarrollarán las elecciones. La reglamentación de la medida aprobada por Enargas fue publicada en el Boletín Oficial.

De esta manera, los clientes de hogares residenciales podrán prorratear hasta un 22% de las facturas de gas emitidas desde los meses de julio, agosto, septiembre y octubre y se podrá abonar a partir de los meses de diciembre a cinco meses consecutivos. "Los montos objeto del diferimiento se recuperarán a partir de las facturas regulares emitidas desde diciembre y por cinco períodos mensuales, iguales y consecutivos. Los usuarios pueden optar por no acogerse a este beneficio, manifestando esa circunstancias ante la prestadora del servicio", dice la publicación.

Las tarifas de gas registraron este año un aumento del 10% en abril, luego el 9,1% en mayo y por último 7,5% en junio. Además esta última facturación dejó de ser bimestral para pasar a ser mensual al igual que todos los servicios. Respecto a los aumentos, el gobierno prometió suspender los aumentos que restaban para este 2019, con el objetivo de reactivar el consumo que venía en caída libre y no dañar aun más la imagen del gobierno en un año electoral en el que hay muchos factores en juego.

Pero esto no representa alivio para las provincias, ya que los gobiernos provinciales tendrán la disposición de aumentar el servicio de transporte y distribución del gas, y esto se traducirá en aumentos en la facturación.

Respecto al costo que esta reglamentación de las tarifas de gas tendrá para el estado nacional, se calcula que el mismo será de $4500 millones. "El costo financiero del diferimiento, computado entre las fechas de vencimiento de pago original de las facturas y las de vencimiento de las facturas en las que se incluya cada cuota de recupero, será asumido por el Estado en carácter de subsidio, mediante el pago de intereses a distribuidoras, subdistribuidoras, transportistas y productores", destaca.

Otras Noticias