¿Accidente o negligencia? Revelan que el ARA San Juan salió al mar sin revisión general

El informe de la Bicameral abrió el debate sobre el hundimiento del submarino ¿Se podría haber evitado la muerte de los 44 tripulantes?
domingo, 21 de julio de 2019 · 11:45

El informe de la Comisión Bicameral del Congreso encargada de investigar lo que pasó con el submarino ARA San Juan reveló las causas el hundimiento y volvió a abrir la polémica sobre si se trató de un accidente trágico que terminó con la vida de 44 tripulantes o fue consecuencia de una negligencia.

Ante el revuelo, lo que más ruido hizo en los últimos días fue el que saliera a la luz que durante 44 meses el navío no cumplió con la revisación general correspondiente antes de efectuar cualquier tarea, sin embargo, eso no ocurrió y los navegantes debieron cumplir sus obligaciones en esas condiciones lo que terminó en muerte, dolor y desgracia.

Como si fuera poco, el ministro de Defensa Oscar Aguad que también estaba en la conducción de la Armada hasta el momento de la tragedia (2017) quedó en el ojo de la tormenta, ya que, el documento de la Comisión Bicameral carga gran parte de la responsabilidad al funcionario macrista.   

Respecto a la revisión general, cabe explicar que, el submarino debía entrar cada 18 meses a dique seco. Sin embargo, el informe reveló que en el momento del naufragio llevaba 44 meses sin hacerlo. De hecho, de acuerdo a un informe de 2016 (un año antes del lamentable hecho) el sumergible estaba limitado para navegar a más de 100 metros de profundidad y 11 meses más tarde se hundió a más de 900 metros bajo el mar.

Pero esto no fue todo en cuestión de fallas técnicas, sino que la evaluación del Índice de Calificación del Estado de Material (ICEM), de febrero de 2017, advirtió sobre 40 averías en distintos equipos y sistemas a bordo. En ese sentido, los investigadores del hecho imputan a las autoridades navales no haber instruido al comandante del submarino, capitán Pedro Martín Fernández, para que no volviera a repetir esa maniobra riesgosa.

Por otro lado, el escrito también alertó que dos meses antes del hundimiento estaban planificadas 78 obras correctivas. Solo 29 fueron finalizadas y 49 estaban inconclusas. Además, 12 sistemas inherentes al funcionamiento general del submarino, sobre un total de 16, no funcionaban.

De tal forma que, la investigación reconoció que “la falta de recursos presupuestarios a lo largo de las distintas administraciones, la ausencia de actualización tecnológica y un nivel mínimo de mantenimiento en función de las horas de uso produjeron un creciente deterioro del material, limitando sus condiciones operativas”. “La falta de actividad limitó la transmisión de la experiencia necesaria“, concluyó el informe de la Bicameral.