Ricardo Forster definió a Boudou y a Milagro Sala como “presos políticos”

El asesor dijo que “celebra” la diferencia.
domingo, 19 de enero de 2020 · 13:21

El filósofo e integrante del Consejo de Asesores, Ricardo Forster, se diferenció del presidente Alberto Fernández y definió como “presos políticos” a Amado Boudou y a Milagro Sala. “Yo saludo que dentro de un gobierno haya diferencias y matices que no sean obviamente decisivas respecto a lo que es lo común”, añadió.

En una entrevista para Infobae, el intelectual consideró que “es casi un lujo que un gobierno decida que un grupo de académicos, de intelectuales, hombres y mujeres comprometidos con el país participen activamente en el debate sobre las políticas públicas”, respecto de la conformación del Consejo de Asesores del que forma parte junto a Dora Barrancos y Alejandro Grimson y dirigido por Juan Manuel Olmos.

“Nos importa muchísimo el modo como se va constituyendo la propia figura de Alberto Fernández de cara a la sociedad. Estamos convencidos, yo estoy convencido, de que hay una parte muy significativa de la sociedad que tiene muchas expectativas en relación a Alberto”, señaló Forster y añadió que el mandatario “ha venido mostrando desde que se confirmó la fórmula que tiene un lenguaje propio. Pero ese lenguaje propio tiene que ir adecuándose de algún modo a las demandas de la realidad”.

De todas formas, el académico reconoció que hubo algunas fallas discursivas, evidenciadas con el debate sobre la reforma de la ley de minería en Mendoza. “En un país en un estado tan crítico como el que está la Argentina vos te encontrás a veces con situaciones de bombero donde tenés que improvisar. Un gobierno que se define a sí mismo como interpelador, que escucha, que quiere entrar en una dinámica de ida y vuelta con la sociedad, tiene que prestarle atención a lo ambiental”, explicó y destacó “la cuestión de los jóvenes” como presente y futuro de la sociedad.

En cuanto a la discusión sobre los “presos políticos” en Argentina, el filósofo se diferenció de las declaraciones del jefe de Estado y opinó que Milagro Sala y Amado Boudou tienen que estar libres. “El presidente Alberto Fernández tiene su propia posición, dice que es más una arbitrariedad jurídica. Yo creo que no ha sido simplemente arbitrariedad jurídica, es el producto de una cercanía de tono político”, detalló.

“Los medios de comunicación hegemónicos a nivel global transformaron a Venezuela en un demonio mientras que no hicieron lo mismo frente a situaciones que si hubieran sucedido en Venezuela hubieran sido inaceptables”, señaló Forster.

Respecto de las relaciones con el mundo y los otros países de la región, el doctor en Filosofía dijo que siente que hay una gran expectativa por el rol de Alberto Fernández. “Tiene un papel clave en la articulación de un proyecto democrático, progresista en América Latina”, comentó.

Otras Noticias