El día después de las PASO: Alberto Fernández presentó el proyecto de ley “Compre Argentino”

El presidente de la Nación fue breve y dejó un mensaje para los empresarios industriales.
lunes, 13 de septiembre de 2021 · 13:15

El día después de cualquier elección es un termómetro para medir el impacto de las urnas. Por eso, la expectativa por escuchar y ver al presidente de la Nación, Alberto Fernández, tras recibir una dura derrota, era muy grande. Sin embargo, fue conciso y solo se refirió a lo concreto del anuncio.

En este sentido, el jefe de Estado sostuvo que el proyecto de ley Compre Argentino y Desarrollo de Proveedores “refleja un espíritu y un sentido” para el oficialismo, ya que consideran que “gobernar es hacer y crear trabajo”.

“Para nosotros, la industria es el motor central para el desarrollo. Ha sido nuestro objetivo desde que asumimos nuestro Gobierno. De ese modo generamos trabajo formal. En ese esquema, hay que prestarle singular atención a la pequeña y mediana empresa que es generadora del 80 % del empleo en Argentina”, destacó Fernández.

Fue el segundo discurso de Alberto Fernández luego de conocer los resultados electorales.

Asimismo, se dirigió a las y los empresarios industriales y afirmó que tienen “un Estado que está atento a sus requerimientos y a sus necesidades”, por lo que el proyecto de ley es producto de esa escucha.

“¿Por qué estamos sacando la ley de compre nacional? Los amantes del mercado dirían 'no nos metamos, dejemos que las grandes empresas vayan a buscar a las pymes'. El 13 % de las compras están representadas por el Estado”, explicó el mandatario.

Por eso, señaló: “Si tenemos semejante volumen en la capacidad de compra del Estado, ¿cómo no le vamos a prestar atención y priorizar el trabajo argentino?”.

 

Un modelo de exportación

Fernández argumentó que esta idea no es original de los y las argentinas, sino que en otras partes del mundo tienen legislaciones similares para cuidar la producción nacional y fomentar las industrias locales.

“Muchos han entendido que estos privilegios no son buenos porque restan a la competencia. No debemos ser tontos, cuando un funcionario norteamericano viaja a otro país está obligado a alojarse en un hotel de capitales estadounidenses. ¿Por qué si lo hacen países de avanzada como Estados Unidos, Japón o Israel, no lo podemos hacer nosotros?”, cuestionó.

Por otro lado, entró en el debate sobre la intervención o no del Estado en le economía: “Creo en que los mercados deben funcionar en libertad con reglas de un Estado arbitrario. Nada hay más importante que el desarrollo de la industria argentina. Y si para lograr el desarrollo debemos atender pequeños privilegios, tenemos que hacerlo”.

¿Está mal privilegiar a las pymes? No, está bien.

Por último, celebró que “esta ley sea el resultado de un debate abierto en la que los industriales plantearon sus inquietudes”, por lo que se comprometió a “hacer todo lo posible para que rápidamente se convierta en ley”.