JUSTICIA

Bonistas de Bainbridge Capital solicitaron embargar un edificio de la Argentina en EE.UU.

Se trata de una propiedad ubicada en Washington D.C., cerca de la embajada nacional.
miércoles, 21 de septiembre de 2022 · 13:53

Bainbridge Capital, un fondo de inversión, solicitó embargar un edificio de la Nación que se encuentra ubicado en Washington D.C., Estados Unidos, por bonos que no habría cobrado. Eso es lo que se sabe hasta el momento, más allá del comunicado emitido por la organización.

La propiedad que reclama el fondo de inversión Bainbridge Capital es, según lo recolectado por Infobae, “una propiedad  de 702 metros cuadrados que se encuentra en 2136 R St NW, en una zona residencial entre Kalorama y Dupont Circle, cerca de la embajada argentina en EE.UU., con 15 dormitorios y 9 baños”.

La propiedad en cuestión.

 

Con sede en las islas Bahamas, Bainbridge Capital dio comienzo al juicio por títulos en default no canjeados en 2005 y 2010 y no aceptó la renegociación desarrollada por el gobierno de Alberto Fernández con acreedores privados que lideró el ministro Martín Guzmán en 2020. Supuestamente, Argentina no habría abonado su deuda, ergo el comienzo judicial.

 

¿Qué dice el escrito?

El comunicado de Bainbridge Capital aclara: “La República (Argentina) no niega haber renunciado a su inmunidad soberana jurisdiccional. En cuanto a la inmunidad de ejecución, la República ignora el alcance increíblemente amplio de su consentimiento a la reparación en virtud de la FSIA, excepto para sugerir que el consentimiento no abarca la FSIA a pesar del claro lenguaje en contrario”.

Logo de Bainbridge.

 

Las palabras acentúan la contradicción del conflicto: “La República presenta una serie de argumentos contradictorios sobre el uso comercial, que es irrelevante, dado el lenguaje específico del consentimiento. Por un lado, argumenta que si es necesario demostrar la actividad comercial, la propiedad está deteriorada y es inutilizable para cualquier actividad comercial. Por otro lado, la República argumenta que está siendo utilizada activamente como parte de su misión diplomática en los Estados Unidos. Ambos argumentos se contradicen”.

 

“Inmunidad diplomática”

El escrito indica que, en las últimas cuatro décadas, el único uso ha sido “de naturaleza comercial, en un claro curso de conducta comercial por parte de la República”, y asegura que la charla se “desvía, alegando sin fundamento que la propiedad tiene inmunidad como propiedad diplomática bajo la Convención de Viena”.

Comunicado.

 

Asimismo, afirman, por último, que desde el Gobierno tomaron el estandarte de “la inmunidad diplomática”, la cual, según lo alegado por el fondo de inversión“está disponible para cualquier propiedad en la que cuelgue una bandera, muestre un sello o coloque algunos archivos diplomáticos en el sótano. Esta increíble afirmación no tiene ninguna base de hecho, de derecho o de procedimiento".