Neuquén

Consideran alargar el receso escolar

En Neuquén, la medida fue analizada por el COES. La Provincia recibió ayer 4.000 nuevos tratamientos antivirales, que se suman a los 4.700 recibidos en los últimos días.
jueves, 16 de julio de 2009 · 00:00
Los integrantes del Comité Operativo de Emergencia Sanitaria (COES) de la Provincia analizaron ayer la posibilidad de que las clases no comiencen el próximo 27 de julio por prevención ante un posible rebrote del virus de la Influenza A (H1N1).

"Tenemos que discutir muy bien qué va a pasar cuando los chicos vuelvan a la escuela. Es un tema que nos tiene que encontrar muy atentos", manifestó el epidemiólogo Facundo Cornejo (integrante del COES), quien comentó que ayer se analizó la posibilidad de extender el receso escolar.

Días atrás, se conoció que los responsables de Salud de Río Negro analizan la misma medida. Además, comentó que aún "falta cerrar la información epidemiológica" como para poder tomar una decisión.

Consultas

El epidemiólogo remarcó además que se registró una notable baja de los enfermos con el virus en edad escolar desde que se tomó la determinación de suspender el dictado de clases. "También bajaron mucho en el resto de las edades porque hay menos transmisión", dijo Cornejo.

Y remarcó: "No hay una definición todavía, tenemos que ver cuál va a ser la mejor estrategia si volver a las aulas o no. Pero aún nos quedan varios días para pensar si la fecha será la adecuada".

El especialista hizo hincapié en que más allá de cuál sea la definición, será importante volver a trabajar mucho con los docentes y directivos para tomar todas las medidas de prevención. La posible prolongación del receso invernal será definida más cerca de la fecha establecida ya que según explicó el médico, el escenario de este virus "es muy cambiante".

"Nosotros creemos que la medida de distanciamiento social en las escuelas y en otros establecimientos han sido eficaces. Creemos que se tomó en un momento oportuno a diferencia de lo que sucedió el resto de las provincias", afirmó Cornejo.

El epidemiólogo se manifestó optimista con respecto al tratamiento que se le fue llevando a la enfermedad en la provincia. Aunque remarcó que no hay que bajar los brazos "porque queda mucho por delante". "Históricamente julio y agosto son los meses donde esas enfermedades respiratorias tienen un pico importante", dijo el médico.

Otro de los temas que discutió el COES ayer fue la organización informática de los establecimientos de salud, tanto privados como públicos, para tener datos precisos de la disponibilidad de cada uno. En ese sentido, Cornejo aseguró que bajaron notablemente las consultas y las internaciones.

"Hay disponibilidad de camas esta semana tanto en hospitales públicos como en consultorios privados. No hemos tenido tantos ingresos por lo que estamos estables con cierto margen para la internación de más gente", manifestó el epidemiólogo.

Tratamientos

El integrante del COES comentó además que llegaron 4.000 tratamientos que se suman a los cerca de 4.700 que habían recibido el fin de semana.

"Todos los pacientes con síntomas gripales mayores a 15 años recibirán la medicación. Hay que remarcar que el diagnóstico debe estar dentro de las 48 horas de haber comenzado a sentir los síntomas para la eficacia del tratamiento", explicó Cornejo.

La cantidad de personas con la confirmación de haber estado infectadas con el virus asciende a 103 y hay 2 fallecidos comprobados por esta enfermedad.

Otras Noticias