Neuquén

Tierras avaló la ampliación del ejido de Villa Curi Leuvú en terrenos provinciales

Desde la subsecretaría a cargo de Luis Martínez se informó que las 14 hectáreas que se cederán fueron solicitadas por la comisión de fomento local para utilizarlas en loteos sociales y emprendimientos productivos y deportivos, en el marco de Plan Maestro de Desarrollo Territorial.
viernes, 25 de septiembre de 2009 · 00:00
El Estado provincial, a través de la subsecretaría de Tierras a cargo de Luis Martínez, avaló la ampliación del ejido urbano de Villa Curi Leuvú con 14 hectáreas pertenecientes a un terreno fiscal de mil hectáreas. La titularidad registral y la propiedad de ese lote están a nombre de la provincia.

La extensión fue solicitada por el presidente de la comisión de fomento local, Oscar Compañ, y se proyectó en el Plan Maestro de Desarrollo Territorial para ser utilizada en eventuales loteos sociales y emprendimientos productivos, culturales y deportivos.

Las 14 hectáreas provienen de un sector de 500 hectáreas de ese terreno fiscal lindero, que actualmente ocupan para pastoreo de animales los integrantes de la familia Marchand, domiciliada en la villa.

Respecto de las declaraciones acerca de titularidad del terreno a nombre de esa familia -efectuadas por una agrupación denominada “Mesa campesina del norte neuquino”-, el director general de Asesoría Legal, Gabriel Ludueña, dijo que el puestero prestó su conformidad y firmó el acta que se redactó tras la constitución en la zona de una comisión inspectora que recorrió el lugar.

Un proyecto que beneficia a Curi Leuvú

“Se recorrió el lugar y se firmó un documento después de todas esas actuaciones que figuran en el expediente, el procedimiento fue correcto y legítimo”, explicó Ludueña, y recordó que “la ampliación o reserva obedece a fines sociales y es para beneficiar a todos los pobladores de Curi Leuvú” y que los terrenos son de propiedad provincial.

Además señaló que para contemplar todos los casos el titular de la cartera de Tierras se encuentra trabajando desde hace nueve años en un proceso de regularización de dominios en toda la provincia, por lo que conoce a fondo la situación de todos los crianceros y puesteros.

“Ha acompañado a los de toda la provincia, no sólo a los del norte, otorgando seguridad jurídica a través de permisos de ocupación, adjudicaciones en venta a precio de fomento y escrituras de dominio”, enumeró el asesor legal.

Consideró que “se crea un conflicto donde no los hay, ya que coloca a los vecinos en una situación de enfrentamiento”. Dijo que son “terrenos destinados a uso público”.

Explicó también que los Marchand se ubicaron en ese terreno para pastorear sus animales en 1991, cuando les fueron vendidos en forma irregular por otro criancero que no tenía titularidad real, y como no se solicitó la autorización requerida por la Dirección Provincial de Tierras, su ocupación actual tampoco está regularizada.

Por ello negó que las 500 hectáreas, y entre ellas las 14 que sumará el ejido de Curi Leuvú, sean “territorio de la familia Marchand”, como asegura la organización. “Rechazamos la actitud de la mesa campesina que genera incertidumbre y angustia en los pobladores”, concluyó Ludueña.

Otras Noticias