Neuquén

Juicio por Pepe Alveal: Los policías cada vez más complicados

Sigue el juicio por Pepe Alveal. Ofrecemos a los lectores una crónica de los últimos dos días, en que los testigos propuestos por la policía han dejado en evidencia la responsabilidad de los policías imputados.
jueves, 12 de agosto de 2010 · 00:00
“No habría Avalos ni Alveal” lo dijo un policía!

Estos últimos dos días, 10 y 11 de agosto, han sido devastadores para la estrategia trazada por la defensa de los policías. En la jornada de ayer, el policía Belani, en ese momento Jefe de la Departamental, hizo un pormenorizado relato, en el que buscaba deslindar a Diógenes Martín de su responsabilidad, alegando que éste habría ingresado a la comisaría Primera entrada la noche del 25 de Noviembre, con lo cual no habría visto a Pepe Alveal. Sin embargo, su testimonio terminó aportando en la cadena de responsabilidad de la policía y en especial de la Comisaría Primera, bajo su mando.
Sin embargo, en el medio de su narración, tuvo un exabrupto clarificador.
Declaró que el estaba por cambiar la “cultura institucional” de la policía porque ésta determina el modo de actuar de sus integrantes y remató “si cambiáramos la cultura institucional no estaríamos acá”.
 Ante esta afirmación, le preguntamos que quería decir y dijo muy seguro: “Que si se cambiara el modo de pensar de la policía, no habría Ávalos ni Alveal”. Toda una confesión de partes acerca del accionar no solo de los siete sentados en este banquillo, sino de la ideología de toda la Institución. ¡Qué delicada la situación de estos policías que intentan defenderse entre ellos y se terminan incriminando solos!

“Estaban estropeados”

Hoy declaró la policía Paola San Martín quien fue contundente, en ubicar a Diógenes Martín en la Comisaría Primera. Dijo esta hoy Subcomisario (porque parece que en la policía no hay femenino): “yo vi que llego Diógenes Martín alrededor de las 22 hs., subió a su oficina con una vianda y se encerró ahí” y dijo también: “a los 45 minutos sale y lo vi que bajó conversando con Víctor Omar Díaz y Padilla” que eran los de mayor rango después de Martín. Dijo también que escuchó a estos dos diciendo que había demorados que estaban “estropeados” y que Diógenes Martín tenía que saber esta circunstancia por ser el de mayor jerarquía a quien debían informar los demás.
Todos testimonios que hacen añicos las estrategias de los imputados y en especial de Diógenes Martín. El policía Oliart, que era jefe de guardia ese día, aunque hizo todo lo posible por salvarlo, se terminó hundiendo solo y tuvo que reconocer que Diógenes Martín había ingresado a la Comisaría alrededor de las 22 hs.
¿Por qué los testigos de los imputados no logran dar una versión exculpatoria con una mínima coherencia? Fueron ellos los que recibieron a Pepe lleno de sangre, con 64 impactos de postas de goma en todo el cuerpo, con el ojo gravemente lesionado. Fueron ellos los que le negaron la atención médica, los que lo siguieron golpeando y burlándose de él porque “parecía un colador”.
Estas últimas dos jornadas del juicio no han hecho más que demostrar lo insostenible de la versión policial.

Audiencia

La audiencia continúa mañana con las declaraciones de los propios imputados que ya afirmaron que van a declarar. Los alegatos se fijaron para los días miércoles 18 y jueves 19 de agosto. Desde que empezó el juicio se han movilizado a las puertas del tribunal los compañeros de Zanon y el Sindicato Ceramista, los de la rama Salud de ATE y los compañeros y compañeras de ATEN, importantes presencias para mostrar que Pepe no está solo.


Fuente: PTS

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias

Otras Noticias