Neuquén

Quemaron el cartel de Fuentealba y los docentes apuntan a Sobisch

El hecho ocurrió sobre la ruta nacional 22, en el mismo lugar donde cayó herido de muerte el profesor de Química y Geografía neuquino hace más de tres años.
viernes, 13 de agosto de 2010 · 00:00
En medio de nuevos cortocircuitos entre el gremio docente de ATEN y sectores del Movimiento Popular Neuquino (MPN), que detenta el poder en esta provincia hace casi cincuenta años, apareció quemado el cartel gigante con la imagen del maestro Carlos Alberto Fuentealba, asesinado en Neuquén durante una represión policial en abril del 2007. 

“Aunque se escondieron, aunque no se identificaron, sabemos de dónde proviene tamaño hecho de cobardía e impunidad”, dijo el secretario general del sindicato de maestros neuquinos Marcelo Guagliardo, quien evaluó que el atentado “proviene desde los sectores que siempre han pretendido acallar las voces de la peor manera en nuestra provincia, de los autoritarios, de los violentos”.

La destrucción del cartel se produjo en la misma semana en que el MPN hará un sufragio interno para decidir quién será el nuevo presidente partidario. La elección se realizará el próximo domingo y allí compiten el ex gobernador Jorge Omar Sobisch y quien fuera jefe de Gabinete en su gobierno, el actual diputado nacional Jorge Brillo.

Grupos de militantes del gremio docente y sectores enrolados en la llamada Cocapre (Comisión Carlos Presente) salieron los últimos días a despegar afiches del sector que apoya al ex mandatario Sobisch, agrupados en la llamada Lista Blanca del MPN. En una conferencia de prensa realizada en la sede central de ATEN en Neuquén Capital, Guagliardo dijo que “hay sectores a los que les molesta la imagen de Carlos (Fuentealba), porque recuerda la imagen de las causas judiciales abiertas, como la de la zona liberada en Cutral Có, sobre las que el ex gobernador (Sobisch) tiene que rendir cuentas”.

En la misma rueda de prensa, los trabajadores de la educación de Neuquén repudiaron y responsabilizaron al ex gobernador por el hecho del que tomaron conocimiento el miércoles de esta semana por la mañana. “Carlos Fuentealba representa una memoria que de forma activa está expresando en la provincia y la Argentina el hecho sobre el que el ex gobernador tiene que rendir cuentas”, agregó Guagliardo.

En la misma reunión donde se repudió públicamente lo sucedido con el cartel del maestro fusilado en el 2007, la misma compañera de Fuentealba, Sandra Rodríguez dijo que “estos actos impregnados con el sello de quienes hoy continúan impunes, a quienes sólo les espera la cárcel, merecen el repudio de todas y todos quienes luchamos por una sociedad con justicia y donde los asesinos sean castigados”.



Fuente: Pagina 12

Comentarios

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias