Neuquén

De Villa La Angostura y su situación eléctrica

El titular del EPEN, Alejandro Nicola explicó el plan de trabajo implementado. Se estima que las obras de reparación demandarán unos 90 días.
martes, 28 de junio de 2011 · 00:00

El presidente del Ente Provincial de Energía del Neuquén (EPEN), Alejandro Nicola informó que se restableció gran parte del sistema de media tensión en Villa La Angostura. Durante la jornada las cuadrillas realizarán tareas en el sector Cumelén, una parte de Cerro Bayo y un apéndice menor “por lo que esperamos recuperar para hoy todo el sistema de media tensión”, expresó.

Debido a la contingencia provocada por la erupción del volcán Puyehue, las líneas de media tensión que trasladan la energía eléctrica desde la central generadora de 600 KV hasta los transformadores de distribución, se vieron afectadas por la acumulación de cenizas volcánicas, además la arena mezclada con agua se transformó en conductor y produjo descargas en los postes y las subestaciones. Frente a este panorama, “la única forma de restablecer el servicio era limpiando la totalidad de las líneas”, explicó Nicola.  

De los tres alimentadores que funcionan en Villa La Angostura, hay dos que tienen gran extensión, uno se dirige a la zona del lago Correntoso y el otro hacia Puerto Manzano y debido a la longitud, el restablecimiento del servicio eléctrico dependía mucho de la limpieza de las líneas, indicó.

Por esto, el EPEN decidió adquirir cinco equipos generadores -de 340 kVA cada uno- que demandaron una inversión de 1.250.000 pesos y están preparados para funcionar en condiciones climáticas adversas. Se dispusieron en la zona de Puerto Manzano, Alto Manzano, bombeo Quetrihué y otro en la zona del lago Correntoso para abastecer parte del área afectada por los cortes.

Además de atender una demanda puntual, estos grupos generadores permitirán abastecer sectores determinados ante los cortes programados del servicio, por lo que “se utilizarán para reemplazar los alimentadores que quedarán fuera de servicio”.

El titular del ente provincial comentó que fue necesario implementar un plan de mantenimiento para tratar las fallas que surgen en las líneas de media tensión, también “se están colocando protectores en los aisladores y resta la red de baja tensión porque se vieron afectados cruces de calles, los cables pre-ensamblados, los morsetos de conexiones de derivaciones y acometidas domiciliarias, entre otros”.

Durante la primera etapa las cuadrillas se abocaron a la limpieza y ahora deben intensificar los trabajos en el alumbrado público, la red de media tensión y la limpieza en los conductores. Además, en las zonas boscosas los trabajos se complican ya que el tendido se ve perjudicado por la caída de ramas. Se estima que los trabajos demandarán unos 90 días aproximadamente.

Nicola expresó que para realizar la limpieza los equipos del EPEN deben retirar de las crucetas y de los aisladores la arena adherida, para esto las cuadrillas trabajan con un hidroelevador acompañado con algún camión que pueda tirar un chorro de agua con presión en cada uno de los postes. Pero en aquellos sectores de difícil acceso “es necesario trabajar con escaleras y limpiar con cepillos y bidones de agua y en algunos casos se requiere de anticongelante para resguardar el estado líquido del agua”.