Neuquén

Sector Vitivinícola: Unifican criterios para la asistencia de pequeños productores

Técnicos de distintos organismos vinculados con la vitivinicultura participaron ayer de un encuentro con el objetivo de acordar pautas de trabajo comunes para el sector.
jueves, 8 de marzo de 2012 · 00:00

Con el objetivo de unificar criterios para trabajar con los pequeños y medianos productores vitivinícolas, técnicos de distintos organismos que se desempeñan en el sector mantuvieron en la jornada de ayer un encuentro de trabajo interinstitucional.

Según informaron desde el ministerio de Desarrollo Territorial, la actividad se realizó en instalaciones de la Cámara de Comercio de Centenario y fue organizada por el Centro para la Pequeña y Mediana Empresa-Agencia de Desarrollo Económico (Centro PyME-Adeneu), a través del Programa Vitivinícola.  

La coordinadora del Programa Vitivinícola, Silvana Moschini, explicó que el objetivo del encuentro fue “tratar de salir con un solo discurso al sector”. En relación a ello explicó que en ocasiones los técnicos que visitan a los productores no están interiorizados sobre la llegada que tiene cierto programa o institución y “por eso, la idea era unificar criterios y poder brindar la mejor capacitación, conformando un solo protocolo de trabajo”.

Según informó Moschini, la asistencia al productor se realiza a través del Centro PyME-Adeneu en forma paralela con la subsecretaría de Agricultura Familiar, y en conjunto con el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y el Centro de Desarrollo Vitivinícola Patagonia Norte. “Por este motivo queríamos coordinar acciones para que el productor no se sienta agobiado por la participación de tantos actores y pueda sacar provecho de las visitas técnicas”.

En relación al intercambio generado durante el encuentro, la coordinadora expresó que “el balance es interesante; estamos todos de acuerdo con las pautas técnicas que se están aplicando para el sector”. Para finalizar, explicó que “hay que tener en cuenta que participaron profesionales que no están vinculados a la provincia pero que tienen llegada al productor, por eso la idea de este espacio fue consensuar ideas”.

De la actividad participaron referentes del ministerio de Desarrollo Territorial, del Centro PyME-Adeneu, del Proyecto de Desarrollo de la Patagonia (Proderpa), de la subsecretaría de Agricultura Familiar, del Instituto Nacional de Vitivinicultura, del INTA y del Centro de Desarrollo Vitivinícola Patagonia Norte, quienes abordaron aspectos técnicos, normativas, asistencia financiera y asesoramiento, entre otros temas.

Durante la reunión se dieron a conocer las características del Programa Vitivinícola de Neuquén y se presentaron los Programas de Buenas Prácticas Agrícolas (BPA) y Buenas Prácticas de Manufactura (BPM), que se pretenden aplicar al sector. También se abordaron temas vinculados al rol del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV) y del Centro de Desarrollo Vitivinícola Patagonia Norte.

Crecimiento

Moschini estimó que la superficie de producción de pequeños y medianos productores vitivinícolas, con hasta tres hectáreas, se incrementó en el último tiempo alrededor de un 40 por ciento. “Parte del crecimiento de este sector obedece a la inserción que ha tenido el Programa Vitivinícola en el último año y medio. En principio estamos buscando que aumente la producción para luego darle valor agregado, con la idea de que puedan elaborar vino”, indicó.

Este crecimiento, agregó, “contempla a productores que decidieron reconvertir y a aquellos que se incorporan por primera vez a la actividad”.

Asistencia

El Programa Vitivinícola que se implementa a través del Centro PyME-Adeneu focaliza la asistencia al productor chico familiar que tenga intenciones de incrementar su producción vitivinícola o reconvertir.

“Se trabaja a través de la evaluación de proyectos, asistiendo técnica y financieramente al sector. En la actualidad hay 65 beneficiarios, pero paralelamente estamos evaluando nuevos proyectos”, manifestó Moschini.

Teniendo en cuenta las limitaciones climáticas para la producción de la vid, se trabaja en el norte (Chos Malal, Buta Ranquil), Picún Leufú y la zona de la