Parto casero fatal : Los padres acordarían una probation

Podrían evitar la prisión con un acuerdo por $5000 y un curso. No irán presos
miércoles, 27 de julio de 2016 · 00:00
NEUQUÉN.- El caso de la muerte de una beba durante un parto casero que decidieron sus padres en Neuquén, estaría a punto de resolverse. Con unos 5 mil pesos y un curso de “parto respetado” quedaría cerrado.

Pese a que el acuerdono está confirmado aún, como anticipó LM Neuquén, el mismo día de la acusación el fiscal del caso Maximiliano Breide Obeid dejó en claro su intención de evitar que la pareja de jóvenes neuquinos llegue a juicio por la muerte de su beba.

Cuando llegó a su fin la feria judicial, desde el Ministerio Público Fiscal se pidió una audiencia para presentar los términos del acuerdo y suspender el juicio, a cambio de algunas condiciones, lo que se conoce como probation.

Según trascendió, Breide Obeid pondría como condición la compra y entrega de instrumental para escuchar los latidos de los bebés y la realización de un curso.

El doopler fetal tiene un costo en el mercado que puede variar entre los 1000 y 2500 pesos la unidad, dependiendo de la calidad. Serían dos y los tendrían que donar a algún hospital público de la ciudad.

En cuanto al curso, lo deben realizar en el Hospital Castro Rendón y estará a cargo de especialistas en obstetricia. Trascendió que tendrá una duración de aproximadamente tres horas.

Cabe destacar que el caso llegó a los medios nacionales casi un mes después de la acusación de homicidio culposo que le planteó el fiscal Breide Obeid a la jueza Carolina García.

Para el fiscal, tanto el padre, de 32 años, como la madre, de 26, son coautores del homicidio culposo: “Por imprudencia, al intentar un parto en su domicilio sin haber tenido los recaudos suficientes ni los conocimientos para realizar las maniobras que posteriormente le causaron la asfixia” a la beba.

El parto domiciliario se extendió por casi 36 horas y la jueza estuvo de acuerdo con el fiscal en que “la beba no tuvo derecho a elegir, que se sometió a la voluntad de sus padres y ellos tienen la responsabilidad de lo que pasó”, argumentó.

Para el defensor oficial Carlos Aquistapache, la pareja debía ser sobreseida porque “para que haya homicidio tiene que haber vida”, y planteó el debate sobre en qué momento el bebé empieza a gozar de derechos punibles. (Redacción especial Minuto Neuquén)


Otras Noticias