Regionales

Nueve autos secuestrados en Bariloche

La Policía de Río Negro se hizo cargo de los controles de alcoholemia y el fin de semana arrancó con todo. Hubo alrededor de 120 verificaciones.
lunes, 3 de agosto de 2009 · 00:00
Nueve autos fueron secuestrados y se labraron alrededor de 40 multas. Brindan recomendaciones a los conductores.

“Si vas a manejar, no bebas”. No es una frase original sino que la utilizó el Consejo Publicitario Argentino para intentar generar conciencia en los conductores. Pero bien se puede utilizar en Bariloche, intentando evitar accidentes provocados por conductores alcoholizados.

La Policía de Río Negro, a través de su división de Tránsito y Transporte, comenzó con todo este último fin de semana a realizar controles por toda la ciudad, los cuales se intensificarán y mantendrán en el tiempo.

El fin de semana arrojó los primeros resultados. Durante las madrugadas del sábado y la de ayer hubo unos 40 conductores infraccionados, cuyos vehículos no fueron secuestrados debido a que otras personas se hicieron cargo de la conducción – ya que pasaron los controles- aunque igualmente recibieron la infracción. Además, en los dos días hubo nueve acarreos de los vehículos, debido a que quienes iban al mando de esos autos no traspasaron el control y no había personas que pudieran hacerse cargo de los vehículos.

De acuerdo a lo que informó el Comisario Cesar Omar Potas, jefe de la unidad de tránsito de la Unidad Regional III, durante el primer día de controles se labraron 21 infracciones y hubo cuatro secuestros de automotores. Durante este primer día de controles se realizaron unas 60 verificaciones, cifra que se imitó ayer domingo a la madrugada.
 
En esta oportunidad, hubo otras 21 infracciones y 5 vehículos secuestrados. En los dos días hubo sujetos que intentaron evitar los controles e incluso reaccionaron con violencia, por eso la Policía decidió demorarlos preventivamente y labrar actuaciones por contravenciones, las cuales seguirán su proceso a través de la intervención del Juzgado de Paz local.

El funcionario policial reconoció que “desde este fin de semana comenzamos a realizar controles intensivos en toda la ciudad, los cuales irán variando su ubicación y que se mantendrán con el paso de las semanas”. Dichos controles son realizados con dos alcoholímetros que donó la empresa rionegrina de tecnología Invap.

El mecanismo ideado por la Policía prevé que serán secuestrados los autos de los conductores que no superen el control. Si en el grupo que acompaña a ese chofer ebrio existe algún otro conductor (con el registro en vigencia) que supera el control, el rodado puede ser retirado por este individuo, aunque igualmente el conductor original será infraccionado.

Potas reconoció que “los controles molestan muchas veces a la gente, pero son necesarios y apuntan no sólo a intentar evitar accidentes viales sino también a generar una conciencia masiva en los conductores”. “Si vas a conducir, no tenés que beber” dijo el Comisario, quien además aconsejó que “si se trata de un grupo de jóvenes, lo aconsejable que al menos haya una persona que no beba y que pueda hacerse cargo de la conducción”.

Los controles del fin de semana se realizaron con la presencia del médico policial y con el trabajo de una veintena de efectivos policiales, un móvil del Penal III para realizar los traslados, efectivos del BORA y otros uniformados. Incluso el comisario Potas participó de los procedimientos, coordinando la labor de los efectivos que procedían a realizar la verificación.

Otras Noticias