Santa Cruz: incidentes en la Legislatura

Los hechos de violencia se desencadenaron cuando trabajadores estatales que reclaman aumentos salariales intentaron ingresar a la Legislatura
jueves, 26 de mayo de 2016 · 00:00
RIO GALLEGOS.- Dos manifestantes resultaron heridos en Santa Cruz cuando trabajadores estatales que reclaman aumentos salariales intentaron hoy ingresar a la Legislatura y fueron reprimidos, tras lo cual hubo una quema de cubiertas en las puertas del edificio, lo que provocó la suspensión de la sesión que habían iniciado el kirchnerismo.

Diputados de la oposición advirtieron que "mediante artilugios tramposos quisieron llevar adelante la sesión porque no tenían quórum. Actuaron de mala fe de manera espantosa y bochornosa".

Durante la sesión el kirchnerismo quería impulsar un endeudamiento de 10 mil millones de pesos y una suba de impuestos provinciales con la modificación del código fiscal que presentó el gobierno de Alicia Kirchner. 

Los hechos comenzaron esta mañana cuando unos 80 manifestantes de la Mesa de Unidad Sindical intentaron ingresar a la Legislatura para presenciar la sesión convocada para hoy.

En ese marco, dos personas resultaron heridas cuando personal de seguridad privada de la Legislatura intentó evitar el ingreso del grupo disparando el contenido de matafuegos.

Los heridos fueron hospitalizados y el resto de los manifestantes permaneció fuera del edificio, donde incendió cubiertas en una de las puertas de acceso de las autoridades.

El vicegobernador, Pablo González, lamentó "las personas heridas tanto en la legislatura como de los manifestantes.

Se está debatiendo a ver cómo se está saliendo de esta situación, ahora hay que evaluar los daños y seguir trabajando. Es una lástima. Es lamentable lo que está pasando".

El funcionario sostuvo que "están todos los vidrios rotos, hay que ver si están dadas las condiciones de seguridad".

 "Es nuestra responsabilidad conseguir soluciones, no incentivar que haya desbordes, eso no lo hacemos, cuando hay otros que sí lo hacen", apuntó González, y recalcó que "hoy no se iba a tratar el endeudamiento, ya lo habíamos anunciado".

El secretario general de Judiciales, Juan José Ortega, dijo que se comunicó "con el ministro de Gobierno Fernando Basanta, quien nos acusó de destituyentes. Nosotros no queremos destituir a nadie".

El secretario general del gremio docente Adosac, Pedro Cormack, sostuvo que quisieron "ingresar al recinto para estar presentes en la sesión donde se va a endeudar la provincia y van a aprobar un impuestazo que sumirá a todos los trabajadores del Estado, particulares y comerciantes en la pobreza".

"Desde adentro reprimieron y están decididos a convalidar esto en soledad y encerrados. Espero que la oposición actúe en consecuencia y no permita ni avale esta acción ignominiosa y brutal de la gobernadora y de estos diputados que le dan la espada al pueblo que los votó", subrayó el dirigente docente.

La Cámara de Diputados dispuso suspender la sesión porque ingresó humo en el recinto a raíz de la quema de cubiertas.

La policía intentó apagar el fuego en el acceso y hubo rotura de vidrios por las piedras que arrojaron los manifestantes, quienes se retiraron cuando se supo que la sesión había fracasado.
Los legisladores de la UCR, Encuentro Ciudadano y Frente Renovador denunciaron en conferencia de prensa que el kirchnerismo inició la sesión "sin quórum, contaron al presidente de la legislatura y eso lo impide el reglamento".

La diputada de la oposición por Encuentro Ciudadano, Gabriela Mestelán, dijo que "el gobierno debería trabajar para que esta suba de impuestos no impacte en el magro salario de los trabajadores. Tenemos una provincia endeudada, que aún estamos pagando, y no hay ningún plan más que el endeudamiento".

"El gobierno quería imponer medidas que afectan a la población. La modificación del código fiscal que eleva las alícuotas que impacta en toda la sociedad. No nos van a llevar a votar un impuestazo", aseguró el legislador del Frente Renovador, José Blassiotto.

Alicia Kirchner busca un endeudamiento de hasta 10 mil millones de pesos, que puso como condición para otorgar aumentos de salarios a los estatales.

La Mesa de Unidad Sindical descree de ese compromiso y rechaza el endeudamiento, a la vez que continúa exigiendo incrementos salariales de acuerdo con la inflación sufrida en los últimos meses.

Asimismo, la Legislatura iba a debatir un ajuste en los impuestos provinciales, lo que también es repudiado por los gremios del Estado.

Prácticamente la totalidad de los sindicatos estatales de Santa Cruz, tanto provinciales como municipales, mantienen paros esta semana.  (DyN) 

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias