“Pensamos que el avión se caería”: terror en un vuelo entre Viedma y Buenos Aires

Los pasajeros del avión entraron en pánico por unas complicaciones climáticas.
sábado, 27 de febrero de 2021 · 10:53

“Minutos de agonía, miedo y desesperación”: así describen los pasajeros del vuelo 1640 de las Aerolíneas Argentinas a la hora y 40 minutos que tardó en aterrizar la aeronave que contactaba la ciudad rionegrina de Viedma con la capital del país, Buenos Aires. Este viernes, y como todos los viernes, el avión que une tres veces por semana a la Provincia de Río Negro con Capital Federal sufrió las consecuencias de la embestida del clima cuando intentaba hacer una escala programada. 

El avión que partió con puntualidad y mucha normalidad de la ciudad de Viedma tenía una escala rápida en la ciudad de Santa Rosa, en La Pampa, para después finalizar su recorrido en la ciudad de Buenos Aires, específicamente en el Aeropuerto de Ezeiza. Pero en esta oportunidad el viaje no fue igual a los demás, porque las condiciones climáticas estremecieron al avión y provocaron una ola de pánico generalizada en toda la tripulación del avión

Según narran los pasajeros del AR1640 que partieron de Viedma, todo se complicó a pocos minutos de haber salido de la ciudad rionegrina cuando el piloto intentó ingresar en el espacio aéreo pampeano, porque había una especie de tormenta o depresión climatológica que sacudió de forma violenta la nave. Las fuertes corrientes de vientos no le permitieron aterrizar ni lo dejaban salir de la tempestad, por los que el vehículo aéreo estuvo varios minutos sumergido en los movimientos agitantes. 


Evidentemente, el caos se apoderó de la cabina de pasajeros con llantos, lágrimas y gritos de auxilio. Desesperación y angustia colectiva fue lo único que se pudo percibir en la nave, incluso hasta después del aterrizaje, cuando pasajeros todavía lloraban desconsolados por lo vivido sobre el aire. Una de las tripulantes aseguró: “Pensaba que el avión caería con todos a bordo, al tiempo que le agradeció a Dios por haberla cuidado. 

El avión demoró solo unos escasos minutos atrapado en la turbulencia sobre La Pampa y luego retomó la altura correspondiente para seguir rumbo a Buenos Aires, donde finalmente aterrizó. Debido a que no se hizo la parada correspondiente en Santa Rosa, los viajeros llegaron mucho antes de lo estipulado a la terminal de Ezeiza.

Otras Noticias