Weretilneck: 'Cumplimos todos los acuerdos con la UNTER”

El gobernador detalló todas las acciones realizadas en el sector educativo, incluso en materia salarial.
miércoles, 13 de agosto de 2014 · 00:00
Río Negro.- El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck remarcó hoy que la provincia “realizó su máximo esfuerzo para acordar la mejor pauta salarial posible con sus empleados, compromiso que ha cumplido en tiempo y forma con cada uno de los gremios estatales. En este contexto, resultan incomprensibles las medidas de fuerza de la UNTER, cuando el Estado está cumpliendo con cada uno de los puntos convenidos en las negociaciones paritarias”.

UNTER plantea un escenario de conflicto que ha dejado a nuestros estudiantes sin clases y a los padres preocupados, porque no entienden el reclamo. Los paros del gremio docente derivaron en los descuentos inevitables por los días no trabajados. Y en este marco, el Gobierno se mantendrá firme en su decisión de descontar los días que no se dicten clases, porque cuando hay un acuerdo entre partes debe ser respetado. No es una cuestión de dinero, es una cuestión de respeto por los acuerdos alcanzados oportunamente, de respeto por aquel maestro o aquella maestra que cumple todos los días con su labor; y principalmente de respeto al derecho social de todos los estudiantes rionegrinos a recibir una educación de calidad. Además, el acuerdo anual firmado le da previsibilidad financiera y económica al Estado rionegrino”, señaló.

En tal sentido, el mandatario agregó que “en ningún momento el Estado ha dejado de cumplir con lo convenido; todo lo contrario: es el gremio el que ha roto el acuerdo paritario, incluso en el mes en que el Gobierno estaba depositando un nuevo aumento salarial y cuando aún restan dos nuevos incrementos, tal cual lo acordado oportunamente. Entonces, los docentes todavía siguen cobrando los aumentos pautados, pero UNTER exige, a través del paro y otras medidas de fuerza desleales, nuevos incrementos salariales”.

“No es a través de la presión de los paros como se consiguen los mejores resultados, sino todo lo contrario, es a través del diálogo. Pero tampoco es posible el diálogo cuando una de las partes plantea una posición irreductible y deja las aulas vacías, sin docentes ni estudiantes, por la decisión de una conducción gremial que parece estar apuntando a otros intereses que van mucho más allá de las reivindicaciones salariales y laborales”, sostuvo el Gobernador.

De esta manera, Weretilneck remarcó que “los números hablan por sí solos. Demuestran fehacientemente la importancia que este Gobierno le ha dado al sector docente y a la educación en general. Aumentamos sus salarios en más de un 120%, en promedio, en estos dos años y medio, pero también brindamos a los educadores y estudiantes innumerables mejoras en las condiciones para la enseñanza y el aprendizaje diario, con una millonaria inversión en escuelas, jardines de infantes y demás infraestructuras a lo largo y ancho de la Provincia”.

“Resulta muy llamativo ver cómo la conducción gremial de UNTER ha instalado una carpa blanca frente al Ministerio de Educación y Derechos Humanos, cuando todos recordamos los orígenes de aquel reclamo nacional para defender la educación pública y gratuita. Nada tiene que ver esto con aquello; nada tiene que ver la realidad de nuestra educación en la actualidad con aquel pasado nefasto”, dijo.

Recordó en tal sentido que “la carpa blanca de los ’90 se levantó para defender a la escuela pública de las políticas salvajes y neoliberales de ajuste, medidas que se ubican completamente en la vereda de enfrente con la ampliación del sistema educativo que estamos llevando adelante desde diciembre de 2011. Este Gobierno le ha dado a la educación un rol preponderante y prioritario; nadie puede decir lo contrario. Tampoco negamos las falencias y los problemas, pero el hecho de que más del 99% de las escuelas funcione en condiciones totalmente normales es una muestra de nuestro compromiso y de que vamos por el buen camino”.

En este marco, el Gobernador indicó que “en 2011, el salario mínimo de bolsillo del maestro de grado rionegrino que recién se inicia era igual al acordado en la paritaria nacional, con una carga horaria de jornada simple, o sea, un turno. Tres años después, el salario mínimo de bolsillo del mismo maestro es un 40% mayor al acordado en la paritaria nacional”.

“En diciembre de 2011, ese docente cobraba 2945 pesos y a fin de este año recibe 6321, lo que implica un aumento del 114,6%. Asimismo, el salario bruto del cargo testigo (el maestro de grado con 10 años de antigüedad, el de mayor volumen en todo el país) pasó del puesto 23° sobre 24 provincias en 2010 al 7° lugar en 2014 (con una liquidación de 7293 pesos)”, explicó. (Redacción especial Minuto Neuquén)

Comentarios

Cargando más noticias
Cargar mas noticias

Otras Noticias