Ushuaia: condenaron a 16 años de prisión a una joven que asfixió y mató a su bebé

Tras conseguir su cometido, luego escondió el cadáver en un placard
miércoles, 11 de mayo de 2016 · 00:00

USHUAIA (DyN)  ? Una mujer fue condenada por la justicia de Ushuaia a 16 años deprisión por el crimen de su bebé recién nacido, a quien asfixió y pisó hasta matarlo, tras lo cual escondió el cadáver en un placard de su casa.

El Tribunal de Juicio de Ushuaia condenó a Andrea González Paduan, de 26 años, quien al declarar por última vez en el juicio dijo que le pedía "perdón a Felipe", su hijo, "todos los días", porque no puede "dejar de pensar en lo que pasó" el 21 de abril de 2015 cuando mató al bebé.

La pena fue superior a los 10 años de condena solicitados por el fiscal y el tribunal también desestimó el pedido de inimputabilidad planteado por la defensa de la mujer, que adujo un estado de trastorno esquizoide de la personalidad confirmado por peritos de la causa. 

González Paduan llegó a juicio en libertad, imputada del delito de homicidio doblemente agravado por el vínculo.


El fiscal Fernando Ballester Bidau había admitido atenuantes a la condena, inicialmente prevista en prisión perpetua, en base a los informes médicos y una pericia psiquiátrica que señalaron que la joven actuó bajo "un estado psíquico puerperal" y una "depresión post parto" que afecta a un alto porcentaje de mujeres tras dar a luz.

De acuerdo a la investigación, González Paduan había quedado embarazada de una relación ocasional que mantuvo cuando vivió en Buenos Aires y al regresar a esta ciudad ocultó su estado a sus familiares.

Los abogados señalaron que la joven tuvo una vida "sin el más mínimo cariño" y agregaron que como tenía "una patología previa, la intención (de muerte) está viciada por esa situación".

La misma joven dijo durante el juicio que al niño "no quería matarlo, quería darlo en adopción".

Sin embargo, en la mañana del 21 de abril de 2015, poco después de dar a luz, fue hasta una plaza y comenzó a asfixiar al niño con su campera, y luego se dirigió hacia una escuela donde repitió el mecanismo de taparle nariz y boca.Finalmente, llevó al niño a el puente peatonal de Damiana Fique, donde lo arrojó al suelo y lo pisó hasta matarlo, tras lo cual lo escondió dentro de una campera en el placard de su casa. Sin palabras.

Comentarios

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias