Salud

Los cuidados de tu cuerpo, si viajás a lugares de nieve

El turismo de montaña es gratificante pero hay que tomar una serie de recaudos para que los efectos de estar expuesto tanto tiempo en dichos sitios, no generen perjuicios en nuestra salud.
sábado, 23 de julio de 2011 · 00:00
Confiados en que hará frío y en que el sol estará menos fuerte, solemos pasar el día en la montaña para sorprendernos a la noche del aspecto de nuestro rostro.Aunque –por suerte- cada vez es mayor el grado de concientización y el uso de protector solar cuando vamos a la playa, no lo es cuando nuestras vacaciones transcurrirán en la nieve. 

Es que nuestra piel no sólo sufre por la exposición al sol en nuestras jornadas de esquí, sino también por el aire puro de la montaña y la baja humedad ambienta que favorecen la deshidratación de la piel, haciéndola más frágil que en verano.

Y si bien a muchos sigue pareciéndoles una cuestión meramente estética el cuidado de nuestra piel, hay que entender que se trata de nuestra salud: en los últimos quince años, el número de personas que sufre melanoma (cáncer de piel) aumentó un 20 por ciento.

Lo primero que hay que hacer es limpiar bien nuestro cutis. Está prohibido ir a la nieve maquillada (a menos que los productos contengan filtro solar de alta graduación). Esta tarea de “limpieza” puede empezar unas semanas antes con un peeling y con una hidratación constante y diaria no sólo con cremas, sino también con nuestra alimentación: tomando un vaso de jugo de naranja y pomelo por día podrás humectar tu piel desde adentro.

Una vez en el destino de tus vacaciones, debés aplicarte protector solar una hora antes de exponerte al sol y, después, reforzar el efecto con una aplicación cada dos horas. Este paso es fundamental y deberá realizarse aunque el día esté nublado y lluvioso, ya que los rayos ultravioletas llegan a tu piel igual.

A la noche, luego de darte una ducha con agua tibia (jamás del todo caliente), aplicate una crema nutritiva regeneradora.

Prestale especial atención a los labios y usá algún protector labial, ya que se trata de una zona muy delgada que tiende a cortarse y sangrar. Los ojos también deberán estar resguardados con lentes oscuros de buena calidad.

En cuanto a las manos, optá por una crema hidratante y reparadora (es la mejor forma de evitar las famosas manchas de la edad).

El cabello es otro de los puntos a los que deberás estar atento: lavatelo con un shampoo hidratante, usá una mascarilla regeneradora o baño de crema y, durante el día de esquí, tratá de usarlo atado con una cola de caballo o una trenza.

Una completa dieta antioxidante ayudará a cuidar todo tu cuerpo. Ingerí muchas frutas y verduras, pescados como salmón y atún, frutos secos y, por supuesto, mucha agua.


Terra

Comentarios

Otras Noticias

Cargando más noticias
Cargar mas noticias